Siglo XVIII Guerra de Sucesión Austriaca (1740-48) Primera Guerra de Silesia (1.740-42)
Primera Guerra de Silesia (1.740-42)

Antecedentes

Recién coronado rey Federico II de Prusia, Hohenzollern formó su pretensiones en Silesia poco después de tomar el trono prusiano en mayo de 1.740. El rey Federico juzgó que las aspiraciones de su dinastía eran creíbles, y había heredado de su padre un ejército prusiano grande y bien entrenado y un tesoro real saludable. La situación estratégica europea era favorable para un ataque a Austria, con Gran Bretaña y Francia ocupando las atenciones entre ellos y Rusia en conflicto con Suecia; Baviera y Sajonia también tenían reclamaciones contra Austria y podrían unirse al ataque.

Aunque las afirmaciones dinásticas de los Hohenzollern proporcionaron un casus belli legalista, las consideraciones de realpolitik y geoestrategia jugaron el papel principal en provocar la guerra.

Surgió una oportunidad para que Brandeburgo, Prusia presentara sus reclamaciones cuando el emperador del Sacro Imperio Romano de los Habsburgo Carlos VI murió en octubre de 1.740 sin un heredero. Con la Sanción Pragmática de 1.713, Charles había establecido a su hija mayor, María Teresa, como la sucesora de sus títulos hereditarios, y a su muerte se convirtió debidamente en gobernante de Austria, así como de las tierras bohemia y húngara dentro de la monarquía de los Habsburgo. Durante la vida del emperador Carlos, la Pragmática Sanción había sido generalmente reconocida por los estados imperiales, pero cuando murió fue rápidamente impugnada por varios partidos.

El rey Federico vio en la sucesión femenina de Austria un momento oportuno para la toma de Silesia. Se argumentó que la Pragmática Sanción no se aplicaba a Silesia, que estaba en poder de los Habsburgo como parte de la imperial demesne más que como una posesión hereditaria. Frederick también argumentó que su padre, el rey Federico Guillermo I , había dado su consentimiento a la Sanción a cambio de garantías de apoyo austriaco para las reclamaciones de Hohenzollern sobre los ducados renanos de Jülich y Berg, que nunca se habían materializado.

Mientras tanto, el príncipe elector Carlos Alberto de Baviera y el príncipe elector Federico Augusto II de Sajonia se habían casado con una de las primas mayores de María Teresa de una rama superior de la casa de los Habsburgo, y utilizaron estas conexiones para justificar las reclamaciones al territorio de los Habsburgo en el ausencia de un heredero masculino. Federico Augusto II, que gobernaba Polonia, estaba especialmente interesado en obtener el control de Silesia para conectar sus dos reinos en un territorio contiguo (que casi rodearía Brandeburgo); la preocupación por evitar este resultado contribuyó a la prisa de Prusia en actuar contra Austria cuando la sucesión impugnada brindó una oportunidad.

A medida que Prusia reactivaba sus reclamos de Silesia y se preparaba para la guerra contra Austria, se le unieron numerosas otras potencias europeas.

Carlos Alberto de Baviera lanzó una reclamación al trono imperial junto con los territorios de los Habsburgo de Bohemia, Alta Austria y Tirol, mientras que Federico Augusto de Sajonia reclamaba Moravia y la Alta Silesia. Los reinos de España y Nápoles esperaban apoderarse de las posesiones de los Habsburgo en el norte de Italia, mientras que Francia buscaba el control de los Países Bajos austriacos y veía a los Habsburgo como rivales tradicionales. Los electorados de Colonia y el Palatinado se unieron a estos para formar una alianza conocida como la liga de Nymphenburg, que tenía como objetivo la disminución o destrucción de la monarquía de los Habsburgo y su posición dominante entre los estados alemanes.

Austria, por su parte, recibió el apoyo de Gran Bretaña (en unión personal con el electorado de Hannover ) y, finalmente, Saboya – Cerdeña y la república Holandesa; el Imperio ruso bajo zarina Isabel también tomó indirectamente lado de Austria en el conflicto más amplio por hacer la guerra contra Suecia (un aliado francés en ese momento).

Los objetivos de María Teresa en el conflicto fueron, primero, preservar sus tierras y títulos hereditarios y, segundo, ganar u obligar a apoyar a la elección de su esposo, el duque Francisco Esteban de Lorena, como emperador del Sacro Imperio Romano, defendiendo la preeminencia tradicional de su casa dentro Alemania.

Después de la muerte del emperador Carlos el 20 de octubre, el rey Federico de Prusia rápidamente resolvió atacar primero; el 8 de noviembre ordenó la movilización del ejército prusiano y el 11 de diciembre emitió un ultimátum a María Teresa exigiendo la rendición de Silesia. A cambio, prometió reconocer la Pragmática Sanción y dar su voto como elector de Brandeburgo en la elección imperial al esposo de Maria Teresa. Sin esperar una respuesta, él y sus tropas avanzaron hacia Silesia.

El ejército prusiano

Federico Guillermo I (1.713-40), llamado el rey-soldado estuvo obsesionado con el ejército y el logro de la autosuficiencia de su país. El nuevo rey rechazó la mayor parte de los cortesanos de la corte de su padre y concedió a los militares preeminencia sobre los funcionarios de la corte. Jóvenes ambiciosos e inteligentes comenzaron a entrar en el ejército en lugar de tomar carreras como derecho y administración. El servicio militar obligatorio entre el campesinado fue más firmemente reforzado, basado en el modelo sueco. Federico Guillermo I llevaba un sencillo uniforme militar azul en la corte, un estilo a partir de ahora imitado por el resto de la corte de Prusia y sus sucesores reales.

Comenzó sus innovaciones militares en el regimiento Kronprinz durante la guerra de Sucesión Española. Su amigo, Leopoldo I, príncipe de Anhalt-Dessau, sirvió como sargento real de instrucción para el ejército prusiano. Leopoldo introdujo en Prusia la baqueta de hierro, el aumento de la potencia de fuego, y la marcha lenta, o paso de ganso. También aumentó enormemente el papel de la música en el ejército, dedicando un gran número de músicos-soldados, especialmente los tambores y pífanos, a utilizar la música para aumentar la moral en la batalla. La utilidad de la música en batalla fue reconocida por primera vez en la guerra de Treinta Años por Brandeburgo y los ejércitos suecos.

Estos cambios le permitieron aumentar el ejército de 39.000 a 45.000 soldados. A finales del reinado de Federico Guillermo I, el ejército se había duplicado en tamaño. La Comisaria General de Guerra, responsable del ejército y de los ingresos, eliminó la injerencia de los estados y se colocó bajo el control estricto de los funcionarios nombrados por el rey.

Federico Guillermo I limita la inscripción en el cuerpo de oficiales a la nobleza alemana y obligó a los junkers (aristocracia terrateniente) a servir en el ejército, aunque en un principio fueron reticentes a ser reclutados por el ejército, los nobles, finalmente, vieron el cuerpo de oficiales como una profesión natural.

Hacia el final del reinado de Federico Guillermo I, Prusia tenía el cuarto mayor ejército (80.000 soldados) en Europa, pero era duodécima en tamaño de la población (2,5 millones). Lo mantuvo con un presupuesto de cinco millones de táleros (de un presupuesto estatal total de siete millones de táleros).

Infantería prusiana

La infantería y la artillería prusianas vestían un abrigo azul oscuro vuelto a las solapas, puños y faldas, calzones y polainas blancas hasta el muslo. De los cinturones cruzados colgaba una bolsa de municiones, bayoneta y la hanger o espada pequeña. Los sombreros para las compañías de línea eran el sombrero tricornio con la esquina frontal con encaje blanco. Los granaderos llevaban el típico gorro alto con la placa de latón en la parte delantera.

La infantería llevaba el mosquete como su arma principal. El mosquete de disparo único podría ser cargado y disparado por un soldado bien entrenado entre 3 y 4 veces por minuto. Durante el curso de sus guerras, Federico introdujo la baqueta de hierro y luego la baqueta reversible que aumentó la eficiencia de su infantería, ya que la baqueta de madera podría romperse en el estrés de la batalla.

El nuevo rey formó y entrenó los regimientos sin descanso, se centró en la velocidad de disparo de los mosquetes de chispa y la maniobrabilidad de la formación. Los cambios dieron flexibilidad al ejército, la precisión, y una tasa de fuego que fue en gran parte sin igual para ese período de tiempo. A través del entrenamiento y la baqueta de hierro, se esperaba que cada soldado pudiera disparar 6 veces por minuto, dos veces más rápido que la mayoría de los ejércitos. Los castigos eran draconianos, tal como correr baquetas, y a pesar de la amenaza de la horca, muchos reclutas campesinos desertaban siempre que era posible.

Hasta 1.730 los soldados comunes consistían en gran parte en siervos reclutados o enganchados de Brandeburgo, Pomerania y Prusia Oriental, lo que llevaba a muchos a huir a los países vecinos. Con el fin de detener esta tendencia, Federico Guillermo I dividió Prusia en cantones regimentales. Se requería a cada joven servir como soldado en esos distritos de conscripción por tres meses al año; esta adecuación se debía a las necesidades agrarias, lo que añadía soldados adicionales para reforzar las filas regulares.

Los regimientos de infantería prusianos se basaban en el acantonamiento, con soldados uniéndose a su regimiento local. Los soldados eran liberados para tiempos agrícolas clave como la siembra y la cosecha. En otoño se realizaron revistas de todos los regimientos para verificar que cada regimiento cumpliera con el estándar requerido. Cada año, ciertos regimientos eran seleccionados para llevar a cabo la revisión en Potsdam bajo la mirada del Rey. Los oficiales cuyos soldados eran considerados por Federico como no de un nivel suficiente fueron sometidos al escarnio público y, en casos extremos, despedidos en el acto.

La infantería estaba organizada en 25 regimientos numerados del 1 al 25, el 15 era el de la Guardia de Corps. Cada regimiento tenía unos 1.200 efectivos, cada uno formado por 2 batallones cada uno con 560 efectivos, encuadrados en 4 compañías de 140 efectivos, también disponía de una batería de campaña de dos piezas ligeras de 3 libras servidas por 4 artilleros y 4 infantes del batallón, a los batallones de primera línea se les podía agregar 2 cañones de 6 libras. Las compañías tácticamente se dividían en 2 divisiones de fuego, cada una formada por dos secciones, es decir cada batallón desplegaba en 8 secciones de fuego.

En 1.740 se quitaron las compañías de granaderos de los batallones, y se formaron 6 batallones de granaderos que se componían de 4 compañías formadas con las compañías de dos regimientos.

Federico Guillermo I redujo el tamaño de la llamativa Guardia de Corps de Federico I a un solo regimiento, una tropa de soldados más altos de 1,88 metros conocidos como los Gigantes de Potsdam o más comúnmente los Lange Kerls (chicos altos), que financió de forma privada.

Al final del reinado de Federico el Grande había 56 regimientos de infantería, 15 de ellos de fusileros, los regimientos de fusileros eran formados en las provincias conquistadas, que llevaban un mosquete más corto

Caballería prusiana

La caballería de la época comprendía coraceros y dragones, posteriormente se añadieron húsares como caballería ligera.

Los coraceros prusianos llevaban una casaca blanca, una coraza de acero bruñida en los guardias de corps y pintado en negro el resto, pantalones blancos y botas altas. El gorro era un tricornio, con penachos blancos, para poder distinguirlos de los austriacos. Todos los coraceros llevaban 2 pistolas. Los carabineros llevaban carabinas, llevaban una cartuchera con 18 cartuchos para la carabina y 12 para las pistolas. Llevaban un sable recto de doble filo con una hoja de 1 a 106 cm.

Como herederos de la caballería pesada, llevaban caballos pesados, fueron posteriormente cambiados en caballos medios más rápidos y maniobrables.
Federico el Grande tenía 12 regimientos de lanceros numerados del 1 al 12, y un regimiento de la Guardia de Corps (13).

Los dragones llevaban una casaca azul claro, estaban armados con carabina y bayoneta, pistolas y espada larga. La carabina de los dragones era más larga que la de los coraceros, pero más corta que el mosquete de infantería.

En campaña se empleaban para proteger los flancos de los coraceros. También podrían luchar desmontados. En realidad, se esperaba que aprendieran a hacer ejercicios con las carabinas y bayonetas casi al mismo nivel que los regimientos de infantería.

Inicialmente Federico el Grande tenía 10 regimientos de dragones numerados del 1 al 10. En 1.744 formó el 11, y en 1.751 el 12. los regimientos de dragones 5 (Bayreuth) y el 6 (Porcelain) tenían 10 escuadrones cada uno, mientras que los otros diez regimientos de dragones restantes tenían 5 escuadrones cada uno.

Federico II el Grande (1.740-86) en 1.740 creó 3 escuadrones de húsares de la Guardia y 6 escuadrones de húsares prusianos. Los húsares austriacos eran genuinos húngaros, mientras que los húsares de otros ejércitos se les daba el mismo nombre y uniforme que los húsares húngaros y se esperaba que tuvieran un rendimiento similar, que en muchos casos no fue así.

Federico encontró a los húsares prusianos como inadecuados para su papel como de regimientos de caballería de linea. El rey admitió que “un muchacho alemán no es tan buen húsar como un húngaro o un polaco”.

Después de la batalla de Mollwitz y, en particular, después de la Primera Guerra de Silesia, los húsares se reorganizaron y volvieron a instruirse para proporcionar un servicio de exploración y caballería ligera de primera clase. Federico encontró en el coronel von Zieten el oficial ideal para implementar las mejoras en los regimientos de húsares. Al año siguiente 1.741 Federico el Grande formó 5 nuevos regimientos. Tres regimientos más se levantaron en 1.742-45, uno en 1.760 y uno en 1.773.

Los húsares prusianos llevaban el tradicional vestido de húsar que usaban los húsares húngaros originales de túnica, calzones, dolman (chaqueta corta), busby (sombrero de piel) con bolsa, sabretache (cartera de cuero con correas) y sable curvo.

Los regimientos de caballería se reorganizaban 5 escuadrones (los de la Guardia de Corps 3) de 150 caballos cada uno, compuesto de 4 compañías cada una con 2 zuge (secciones)

Campaña de Silesia (1.740–41 )

Federico Guillermo I de Prusia murió el 31 de mayo de 1.740 y Federico II tomó el trono del reino de Prusia. El 20 de octubre de 1.740, el emperador Carlos VI de Austria murió dejando el trono imperial a su hija María Teresa. Federico decidió apoderarse de la provincia austriaca de Silesia para Prusia.
Próspera y parcialmente protestante, Silesia se encontraba en la frontera sur de Prusia a lo largo de las orillas del río Oder. Con una población de 1,5 millones de habitantes, Federico vio a Silesia como una adición significativa al estado prusiano que tenía 2,2 millones de habitantes.

El ejército prusiano se había concentrado en silencio a lo largo del río Oder a principios de diciembre de 1.740, y el 16 de diciembre, sin una declaración de guerra, el rey Federico trasladó su ejército a través de la frontera hacia Silesia. La fuerza prusiana consistía en dos cuerpos con un total de 27.159 soldados (20.414 infantes en 27 batallones, 6.619 de caballería en 42 escuadrones, y 42 cañones con 126 artilleros) mientras que Silesia estaba defendida por una guarnición austriaca de solo 8.000 hombres. Los austriacos solo pudieron ofrecer resistencia ligera y guarnición de algunas fortalezas; los prusianos barrieron la provincia, tomando el control de la capital en Breslau sin luchar el 3 de enero de 1.741. La fortaleza en Ohlautambién fue tomada sin resistencia el 9 de enero, después de lo cual los prusianos la usaron para sus cuarteles de invierno. A finales de enero de 1.741, casi la totalidad de Silesia había quedado bajo el control prusiano, y los bastiones austriacos restantes de Glogau, Brieg y Neisse fueron asediados.

En marzo de 1.741, el ejército prusiano ocupó el campo de Silesia hasta su frontera sur, donde las tropas prusianas se dispersaron durante el resto del invierno. Las ciudades clave permanecieron retenidas para Austria, especialmente Neisse. El 9 de marzo de 1.741, el príncipe Leopoldo II de Anhalt-Dessau, hijo del Viejo Dessauer, irrumpió en Glogau y lo tomó al asalto.

Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1.741)

Impulsado por la emperatriz María Teresa, el ejército austríaco mostró su determinación de reconquistar Silesia. En abril de 1741, el mariscal de Wilhelm Reinhard von Neipperg cruzó las montañas Sudetes desde Moravia con un ejército de unos 19.000 efectivos para romper el asedio de Neisse el 5 de abril, y la principal fuerza prusiana maniobró para oponerse a su avance y Federico de Prusia concentró su ejército y siguió a Neipperg. Los prusianos se acercaron al ejército austriaco y para atacarlo en Mollwitz, un pueblo al sur de Neisse.

Despliegue inicial

Ejército prusiano

Los prusianos llegaron a las cercanías de Mollwitz el 10 de abril en medio de un temporal de nieve. A pesar del mal tiempo, el ejército prusiano de 21.600 hombres, formado por 31 Bns, 35 Escons y 60 cañones, avanzó en cinco columnas hacia Mollwitz. Neipperg disponía también de 19.000 hombres distribuidos en 18 Bns, 86 Escons y 18 cañones.

Los prusianos desplegaron con la caballería en las alas y la infantería en el centro, en una línea entre las aldeas de Grϋningen a la derecha y Pampitz a su izquierda, demasiado lejos de las líneas austriacas:

  • Ala izquierda: Mandada por Posadarsky con el regimientos de coraceros RC del Príncipe Federico (5 ECs), RD de Bayreuth (5 EDs), y RH de Zeiten (5 EHs). En total 2.015 jinetes en 15 Escons
  • Centro: Primera línea mandada por Marwitz con los regimientos de infantería RI0 de Anhalt Dessault, RI15 de la Guardia, RI26 de Kleist, RI19 de Brandenburgo, RI27 del príncipe Leopoldo, RI24 de Alt-Schwering; cada batallón estaba apoyado por una batería de 2 cañones y los batallones de granaderos de Latorff BG13/19, de Buddenbrock BG20/22, y de Puttkamer BG12/24; en total 10.222 en 18 Bns. Segunda línea mandada por Leopoldo con los regimientos de infantería RI22 del Príncipe Moritz, RI1 de Glasenapp, RI 40 de Saxe Eisenach, RI2 de Selchow, RI23 de Sudow, el batallón de granaderos de Saldern BG8/36; en total 6.039 infantes en 11 Bns.
  • Ala derecha mandada por Posadarsky con el regimiento de coraceros del Príncipe Federico (5 ECs), RD de Bayreuth (5 EDs), y RH de Zeiten, en total 2.024 jinetes en 15 Escons.
https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--despliegue-de-fuerzas-1024x835.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--despliegue-de-fuerzas-300x245.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--despliegue-de-fuerzas-768x626.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--despliegue-de-fuerzas-100x82.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--despliegue-de-fuerzas.png 1200w
Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1741. Despliegue de fuerzas. Autor John Fawkes

Ejército austriaco

El ejército austriaco se encontraba en los alrededores del pueblo de Mollwitz. Inicialmente fueron sorprendidos por la aparición del ejército prusiano, los austriacos llamaron a las armas y se prepararon para la batalla. Los austriacos no tenían experiencia en la lucha contra el ejército prusiano y sus oficiales esperaban tener una victoria fácil. El ejército austriaco comprendía diversas nacionalidades (austriacos, húngaros, bohemios, silesios, croatas, italianos y moravos), desplegaron también de forma similar con la infantería en el centro y caballería en las alas, disponía de más caballería pero menos infantería y artillería:

  • Ala derecha mandada por Berlichinghen con 3 RDs (RD7 de Batthyani, RD6 de Liechtenstein y RD38 de Württemburg); 2 regimientos de coraceros (RC14 de Cordura y RC3 de Hohenzollern); en total 3.610 jinetes en 65 compañías.
  • Centro con 18 Bns: primera línea mandada por Goldy, con 8 RIs (RI3 de Karl von Lothringen, RI de Scmettau, RI23 de Baden-Baden, RI17 de Kolowrat, RI36 de Browne, RI12 de Botta d’Aorno, RI de Ogilvy, y RI1 de Lothringen); en total 6.419 infantes en 10 batallones, cada batallón disponía de 1 cañón de campaña. La segunda línea mandada por Harrach con 4 regimientos de infantería (RI47 de Harrach, RI26 de Grunne, RI57 de Thungen, y RI45 de Daun); en total 3.827 infantes en 6 batallones.
  • Ala izquierda mandada por Römer, con 4 regimientos de coraceros (RC4 de Hohenembs, RC12 de Seherr, RC23 de Birkenfeld, y RC25 de Lanthieri); 2 regimientos de dragones (RD1 de Althann y RD37 de Römer); 2 regimientos de húsares (de Ghilanyi y de Splengy); en total 5.711 jinetes en 98 compañías.

Desarrollo

La artillería prusiana avanzó por delante de la línea para bombardear las posiciones austriacas. A las 13,00 horas abrieron fuego y los disparos levantaron nubes de nieve en polvo que redujeron la visibilidad, poniendo en dificultades al ejército austriaco.

Una hora después, 4.500 jinetes y 6 regimientos austriacos cambiaron de posición para evitar la zona de fuego enemiga y atacar el ala derecha prusiana, el ataque estaba dirigido por el general que cayó contra en ala derecha prusiana mandada por el general Schulenberg. Ese ala tuvo que replegarse, y los regimientos de infantería se entremezclaron con los coraceros para detener el ataque austriaco. Los regimientos de caballería prusiana recibieron la carga austriaca parados, una violación grave de las reglas de oro de la caballería, y fueron arrollados por la carga austriaca. El propio rey Federico se puso al frente del RC11, en un intento por detener el colapso de la caballería prusiana, solo para ver su propia derrota.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--vista-de-la-batalla-1024x637.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--vista-de-la-batalla-300x187.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--vista-de-la-batalla-768x478.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--vista-de-la-batalla-100x62.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--vista-de-la-batalla.png 1332w
Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1741). Vista de la batalla

Federico, avisado por el mariscal de campo Schwerin de que había perdido la batalla y que su ejército estaba a punto de ser destruido, se detuvo solo para cambiar de montura y se alejó del campo de batalla con su séquito personal. Cabalgó hacia la ciudad de Oppeln (actual Opole), donde escapó por poco de ser capturado por los húsares húngaros. Llegó a la ciudad de Löwen, donde recibió un mensaje del mariscal Schwerin informándole que la batalla había sido ganada.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--avance-de-la-infanteria-prusiana-1024x684.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--avance-de-la-infanteria-prusiana-300x201.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--avance-de-la-infanteria-prusiana-768x513.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--avance-de-la-infanteria-prusiana-100x67.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--avance-de-la-infanteria-prusiana.png 1200w
Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1741). Avance de la infantería prusiana. Autor Carl Röchling

Schwerin mandó a los batallones de granaderos, para detener la caballería austriaca, que consiguieron detener el ataque austriaco, en el que resultó muerto su comandante. Cuando la caballería austriaca empezaba a retirarse, la infantería prusiana avanzó a la bayoneta calada y a tambor batiente al mando del mismo Schwerin, lo cual fue decisivo para la victoria. Un oficial austriaco capturado describió el avance de la infantería prusiana en las etapas finales de la batalla como como “un muro avanzando”.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-regimiento-infanteria-no-10-prusiano-ataca-a-los-granaderos-austriacos-1024x686.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-regimiento-infanteria-no-10-prusiano-ataca-a-los-granaderos-austriacos-300x201.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-regimiento-infanteria-no-10-prusiano-ataca-a-los-granaderos-austriacos-768x515.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-regimiento-infanteria-no-10-prusiano-ataca-a-los-granaderos-austriacos-100x67.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-regimiento-infanteria-no-10-prusiano-ataca-a-los-granaderos-austriacos.png 1343w
Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1741). El Regimiento infantería nº 10 prusiano ataca a los granaderos austríacos. Autor Gemälde von Gϋnter Dorn

Federico regresó a tiempo para avanzar y ocupar Mollwitz. Neipperg había huido del campo de batalla y se había retirado a través de la frontera, dejando a los prusianos como vencedores.

Los austriacos perdieron 5.340 hombres, los prusianos 5.500. Otras fuentes mencionan 4.500 y 4.900 bajas, respectivamente.

El caballo que Federico cabalgó desde el campo de batalla hasta Oppeln (Opole) y cuya resistencia y velocidad le permitieron al Rey escapar de los húsares perseguidores recibió el sobrenombre del Mollwitz Gray y se fue retirado del servicio. El caballo fue llevado a Potsdam y ocasionalmente fue montado por el Rey.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-caballo-mollwitz-gray-1024x655.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-caballo-mollwitz-gray-300x192.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-caballo-mollwitz-gray-768x491.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-caballo-mollwitz-gray-100x64.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-mollwitz-10-de-abril-de-1741--el-caballo-mollwitz-gray.png 1201w
Batalla de Mollwitz (10 de abril de 1741. El caballo Mollwitz Gray que salvo a Federico en la batalla, es retirado en Potsdam. Autor Richard Knötel

La retirada de la caballería prusiana se ha calificado a menudo de fracaso. En opinión del Rey: “La caballería no merece ni siquiera que se la lleve el diablo”. Posteriormente se introdujeron en Prusia reformas y nuevos reglamentos para mejorar la instrucción, formándose numerosos regimientos de húsares a modo de caballería ligera.

Batalla de Chotusitz (17 de mayo de 1.742)

El 5 de junio, Federico II logró concretar una alianza con los franceses con la firma del tratado de Breslavia. En consecuencia, los franceses comenzaron a cruzar el Rin el 15 de agosto de 1.741 y se unieron a las tropas del elector de Baviera en el Danubio y avanzaron hacia Viena.

Después de la batalla de Mollwitz y el período de reorganización del ejército prusiano que siguió a Federico entró en el acuerdo secreto con Austria en Klein-Schnellendorf el 9 de octubre de 1.741, una tregua entre los dos países que dejaba a Austria libre para continuar la guerra contra los franceses.

Mediante ese acuerdo, la fortaleza de Neisse se rendiría después de un asedio simulado, y los prusianos accedieron a que los austriacos se retiraran.

En enero de 1.742, Federico resolvió romper el acuerdo secreto hecho con Austria en Klein-Schnellendorf y volver a unirse a la guerra. En enero de 1.742, Federico salió de Berlín y viajó a Dresde, la capital de Sajonia, donde persuadió al elector sajón para colocar su ejército bajo el mando de Federico. El rey prusiano llevó a su ejército combinado a Moravia y luego al Norte de Bohemia. El ejército sajón regresó a casa con sus tropas agotadas por las exigencias de Federico.

En mayo de 1.742, Federico se enteró de que un poderoso ejército austríaco avanzaba hacia el oeste a través de Moravia hacia él. Federico ordenó que el ejército prusiano se concentrara en la ciudad bohemia de Chrudim. La concentración comprendía 35 batallones de infantería y 70 escuadrones de caballería, y 85 cañones, en total unos 27.000 efectivos.

El 15 de mayo de 1.742, Federico abandonó el campamento con la vanguardia prusiana y marchó hacia el oeste, dejando que el cuerpo principal de su ejército lo siguiera al día siguiente bajo el príncipe Leopoldo de Anhalt-Dessau. En un punto cercano a la ciudad de Tschaslau, Federico vio un campamento al sur, claramente de tropas austriacas. Le pareció que se trataba de una pequeña fuerza que no requería precauciones particulares, por lo que siguió adelante.

El príncipe Leopoldo, tomando la misma ruta al día siguiente, examinó el campamento con mayor detenimiento y vio que contenía todo el ejército del príncipe Carlos de Lorena. El príncipe Leopoldo marchó a su campamento, enviando mensajes urgentes a Federico alertándolo que el ejército austriaco se acercaba tras de él, acampado durante la noche en la aldea de Sehuschitz.

Federico se dispuso a regresar al ejército principal a las 5 de la mañana del 16 de mayo de 1.742, reuniendo los diversos destacamentos mientras se apresuraba por la ruta que había tomado el día anterior, tardando dos horas en recorrer los 11 km que los separaban, hay que tener en cuenta el tiempo que se tardaba en transmitir las ordenes y reagrupar unidades. Se detuvo en el pueblo de Saint Jacob para examinar el campo de batalla desde el campanario de la iglesia.

Carlos de Lorena esperaba interceptar a Leopoldo por separado de Federico, marchó hacia el norte con sus 30.000 hombres. Planeó un ataque sorpresa nocturno, pero acercarse al enemigo tomó más tiempo del esperado, por lo que llegó al campo de batalla solo después del amanecer.

Despliegue de fuerzas

Ejército austriaco

El ejército austriaco avanzó hacia el ataque desde el sur, la infantería en dos líneas en el centro, y la caballería en las alas, poniendo en cobertura la infantería ligera croata:

  • Ala derecha mandada por Leichtenstein, con 2 regimientos de dragones (Althann y Ollone), y 2 regimientos de coraceros (Lubomirski y Hohenambs), con unos 2.320 jinetes en 52 compañías.
  • Centro: Primera línea mandada por Leopoldo von Daun con 5 regimientos de infantería (Waldeck, Daun, Stahremberg, Grunne, y Moltke) con un total de 9.000 infantes en 15 batallones. Segunda línea mandada por Konigsegg con 4 regimientos de infantería (Harrach, Koenigsegg, Biberstein, y Palffy), en total 7.300 hombres en 12 batallones.
  • Ala izquierda: mandada por Batthyanyi, con 4 regimiento de coraceros (Birkenfeld, Palffy, Podstatzky, y Diemar), 3 regimientos de dragones (Wurttemberg, Liechtenstein, y Philibert), y 2 regimientos de húsares (Esterhazy, y Dessewffy ), en total unos 6.000 jinetes.

Al amanecer, la infantería del príncipe Leopoldo se había adelantado para ocupar el pueblo de Chotusitz. En la izquierda prusiana, una fuerza de caballería dirigida por el teniente general Waldow avanzó, atravesando la corriente de Brslenka que fluía hacia el sur pasando Chotusitz. Una meseta baja se extendía al oeste de Chotusitz y en el borde occidental del campo de batalla había un lago llamado Cirkwitz. El teniente general Buddenbrock, al mando de una considerable fuerza de caballería, tomó posición en la orilla sur del lago.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--despliegue-de-fuerzas-1024x840.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--despliegue-de-fuerzas-300x246.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--despliegue-de-fuerzas-768x630.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--despliegue-de-fuerzas-100x82.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--despliegue-de-fuerzas.png 1200w
Batalla de Chotusitz (17 de mayo de 1742). Despliegue de fuerzas. Autor John Fawkes

Ejército prusiano

Los prusianos tras unirse el rey prusiano desplegaron en centro y dos alas:

  • Ala izquierda mandada por Waldow con 3 regimientos de coraceros (RC2, RC7 y RC12), 2 regimientos de dragones (RD5 y RD7), y 1 regimiento de húsares (RH1), en total 4.000 hombres
  • Centro al mando de Federico: primera línea al mando de von Kalckstein con 4 regimientos de infantería (RI7, RI30, RI10, y RI2), 5 batallones de granaderos (BG11/14, BG12/17, BG5/20, BG7/19, y BG8/24), en total 13 batallones con unos 6.600 infantes. Segunda línea al mando de von Schmetau con 5 regimientos de infantería (RI34, RI4, RI16, RI15 de la Guardia, y RI14), en total 11 batallones con 5.600 hombres.
  • Ala derecha caballería mandada por Buddenbrock con 4 regimientos de coraceros (RC8, RC4, RC9, y RC1), 2 regimientos de dragones (RD6 y RD5), con unos 3.00 jinetes.
  • Ala derecha infantería mandada por Leopoldo con 5 regimientos de infantería (RI29, RI24, RI17, RI11, y RI27), con 9 batallones de infantería con 4.500 hombres.

Ambos comandantes prusianos enviaron órdenes a Buddenbrock para atacar a los austriacos e interrumpir su avance. La primera línea de coraceros de Buddenbrock cargó con éxito, pero la segunda línea de dragones se desorientó y no pudo apoyar a la primera, se perdió en el remolino de polvo, para correr inesperadamente hacia el fuego de la infantería de la izquierda austriaca, y fueron expulsados. Los contraataques de la caballería austriaca interrumpieron el ataque prusiano y la carga se disolvió en un cuerpo a cuerpo confuso sobre la sección occidental del campo de batalla.

La infantería austriaca lanzó un poderoso asalto contra la infantería prusiana del príncipe Leopoldo en Chotusitz. Los prusianos comenzaron a retroceder por Chotusitz, luchando en una obstinada lucha de casa por casa. En el proceso de expulsar a los prusianos, la infantería de Carlos logró prender fuego a los techos de paja de la aldea, cuyas casas eran de madera con techo de paja, la quema del pueblo no ayudó a nadie, y mucho menos a todos los desventurados aldeanos.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--lucha-en-el-poblado-1024x592.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--lucha-en-el-poblado-300x173.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--lucha-en-el-poblado-768x444.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--lucha-en-el-poblado-100x58.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--lucha-en-el-poblado.png 1268w
Batalla de Chotusitz (17 de mayo de 1742). Lucha en el poblado el batallón de granaderos 11/14 de Kanitz atacando a los austriacos. Autor Gemälde von Gϋnter Dorn

El teniente general Waldow buscó aliviar la presión sobre la infantería prusiana con un ataque de caballería en el ala izquierda. Waldow penetró en la caballería austriaca y su fuerza cargó en un arco a través de la retaguardia del ejército austríaco, uniéndose con los restos de la caballería de Buddenbrock.

Durante el curso del ataque austríaco contra Chotusitz, a las 09,30 horas Federico que mantenía su fuerza de infantería fuera de la vista detrás de una meseta en el medio del campo de batalla al oeste de Chotusitz, amparado por el polvo arremolinado de las ineficaces batallas de caballería y el humo del pueblo de Chotusitz, desplegó su infantería que eran 24 batallones con 12.000 hombres en un rectángulo, con nuevos cañones a vanguardia.

A las 10,30 horas, esta enorme fuerza de ataque estaba lista. Federico ordenó que girara a la izquierda y comenzara a disparar al flanco izquierdo de la infantería austriaca, comprometida en ese momento en expulsar a Leopoldo del pueblo de Chotusitz. Completamente sorprendidos por esta repentina aparición de miles de infantes prusianos frescos en su flanco, los austriacos comenzaron a retroceder.

Al ver que su oportunidad de un golpe había desaparecido, su flanco izquierdo ahora amenazado, y con la pérdida de control de parte de su caballería por saqueo o estar comprometida en una lucha cuerpo a cuerpo, Carlos ordenó una retirada general a través de Czaslau, cediendo el campo de batalla Federico, quien había cometido la menor cantidad de errores tácticos (apenas) y terminó con el último tropo. Los últimos batallones y cañones lograron cruzar los puentes de Brzlenka hacia Czaslau hacia el mediodía. La batalla terminó a tiempo para el almuerzo.

El jefe de personal de Federico instó a una persecución inmediata, pero éste se negó. La caballería estaba en desorden y no era práctico perseguir a la infantería.

Las bajas en la batalla fueron: los prusianos 4.800 muertos y heridos en su mayoría caballería y los austriacos fueron 5.200 muertos y heridos, 1.200 prisioneros y la pérdida de 18 cañones; aproximadamente el 20% de las fuerzas de ambos bandos. Sin embargo, bajo las reglas caballerescas de la guerra del siglo XVIII, Federico técnicamente ganó la batalla ya que permaneció en el campo.

El oficial austriaco, el príncipe Joseph Wenzel Liechtenstein, fue alcanzado por el poder devastador de la artillería prusiana. Después de la batalla, Liechtenstein se hizo cargo de la artillería austriaca y la convirtió en una fuerza tan poderosa que fue reconocida al comienzo de la guerra de los Siete Años que superaba a la artillería prusiana en el campo de batalla.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--federico-de-prusia-con-el-filosofo-voltaire-1024x735.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--federico-de-prusia-con-el-filosofo-voltaire-300x215.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--federico-de-prusia-con-el-filosofo-voltaire-768x551.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--federico-de-prusia-con-el-filosofo-voltaire-100x72.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1742--federico-de-prusia-con-el-filosofo-voltaire.png 1200w
Batalla de Chotusitz (17 de mayo de 1742). Federico de Prusia con el filosofo Voltaire tras la batalla Sans Souci. Autor Carl Röchling

Secuelas

Después de la batalla, el príncipe Carlos marchó con el ejército austriaco hacia el oeste para enfrentarse a los franceses, aliados de Prusia, dejando a Federico y su ejército establecerse en un campamento a largo plazo en Kuttenburg, a unos 48 kilómetros del campo de batalla de Chotusitz.

El 11 de junio de 1.742, Federico firmó en el tratado de Breslau con los austriacos, poniendo fin a la Primera Guerra de Silesia e implementando una breve tregua en la lucha de Federico con María Teresa. El tratado reconocía el derecho de Federico a poseer la mayor parte de Silesia y el ducado de Glatz.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-1024x766.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-300x225.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-768x575.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-100x75.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-320x240.png 320w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau-160x120.png 160w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/03/batalla-de-chotusitz-17-de-mayo-de-1-742--federico-de-prusia-presentandose-ante-el-consejo-de-breslau.png 1200w
Breslau: Batalla de Chotusitz (17 de mayo de 1.742). Federico de Prusia presentándose ante el consejo de Breslau tras la Batalla. Autor Carl Röhling

Federico se embarcó en una reforma frenética de la caballería y artillería prusianas e implementó sus planes para ampliar el ejército en general. Con la posesión de Silesia, una provincia extremadamente rica y poblada.

Utilizó la tregua de dos años y los nuevos recursos de Silesia para construir su ejército para continuar la segunda parte de la guerra en 1.744.

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2020-03-09. Última modificacion 2020-03-09.
Valora esta entrada