;
Edad Media Guerras Husitas Tercera Cruzada Husita (1426)

Cargando anuncio...

Antecedentes

En 1.426 los ejércitos husitas invadieron Silesia y Sajonia. El Papa declara una nueva Cruzada, en la creencia de que la muerte del general Zizka, traería la victoria para la causa católica.

Influencia papal había tenido éxito al convocar una nueva cruzada contra Bohemia, pero el resultado final fue en un completo fracaso. A pesar de los esfuerzos de sus gobernantes, los polacos y los lituanos no deseaban atacar a sus parientes checos; los alemanes estaban enfrascados en disputas internas como para tomar parte en una acción conjunta contra los husitas; el rey de Dinamarca desembarco en Alemania con la intención de participar en la cruzada, pero pronto se volvió a su país. Libres por el momento de amenazas extranjeras, los husitas invadieron Moravia, donde una gran parte de la población estaba a favor de su credo; pero, paralizados nuevamente por las disensiones, pronto regresaron a Bohemia.

Algunos ciudades y pueblos individuales de la región de Bohemia se resistieron. Uno de estos pueblos fue Aussig (actual Ústí nad Labem). Era un centro de comercio y fabricación en el río Elba. Su población era mayoritariamente de ascendencia alemana, y tenía una guarnición compuesta de sajones, otra razón por la que los husitas atacaron la ciudad.

Batalla de Aussig (Ustí nad Labem) 16 de junio 1.426

En la primavera de 1.426, las fuerzas combinadas taboritas, orebitas y utraquistas bajo el mando general de Korybut con unos 24.000 hombres y unos 500 carros de guerra, asediaron la ciudad de Aussig (actual Ústí nad Labem). Procopio el Grande mantuvo el control independiente de los taboritas y pudo haber sido elegido comandante para la batalla, ya que la mayoría de las fuentes le atribuyen la victoria y por ser el líder. El duque Segismundo Korybut, un noble lituano que servia como regente en el trono de Bohemia para el Gran Duque de Lituania Vytautas, mandaba otra facción del ejército husita.

Las noticias del asedio llegaron a Federico I Margrave de Meissen y Elector de Sajonia, de quien dependía la ciudad. Federico envió una fuerza de socorro cruzada compuesta principalmente de sajones, silesios y turingios mandada por Boso de Vitzthum con unos 25.000 efectivos. Los cruzados se acercaron a la ciudad en tres columnas e iban acompañados por 3.000 carros y 180 piezas de artillería. La fuerza de socorro llegó a Aussig el 15 de junio, montó el campamento y se preparó para romper el bloqueo husita de la ciudad.

Las fuerzas husitas instalaron una fortaleza de carros en la cima de una de las colinas cerca de Aussig (actual Ustí nad Labem).

La batalla comenzó con un asalto de la caballería de los cruzados a la fortaleza de carros, al parecer algunos caballeros iban especialmente equipados con grandes hachas para cortar las cadenas y abrir una brecha en los carros. Y una vez abierta la brecha, serían seguidos por el resto de los caballeros. Después de haber abierto una brecha, los caballeros se encontraron con una segunda línea defensiva formada por paveses o manteletes. Este fue el punto culminante del asalto cruzado.

Husitas defendiéndose en los carros de guerra de la caballería enemiga

En este momento, la caballería husita salió de la fortaleza de carros saliendo por los flancos y atacó los flancos de los caballeros que aún no habían entrado. Mientras tanto los caballeros que estaban dentro de la fortaleza fueron sometidos a una lluvia de proyectiles de armas de fuego, ballestas, arcos e incluso piedras. Después los husitas utilizando sus mayales y demás armas astiles con gancho, derribaron a los jinetes, que eran rematados en el suelo. Los cruzados huyeron dejando unas 5.000 bajas entre los que se encontraban 14 condes y barones.

Batalla de Aussig o de Ustí nad Labem 1426. Autor Věnceslav Černý

Los cruzados sufrieron más bajas cuando elementos del ejército fueron arrinconados en varios pueblos de la zona y exterminados. Esto puede explicar por qué se elevan a15.000 las bajas de los cruzados.

La ciudad de Hradec Králové, que había estado bajo el dominio utraquista, abrazó la doctrina taborista, y llamó Zizka en su ayuda. Después de varios éxitos militares obtenidos en 1.423 y al año siguiente, un tratado de paz entre las facciones husitas fue concluido el 13 de septiembre 1424 en Liben, un pueblo cerca de Praga, ahora parte de esa ciudad.

Segismundo Korybutas, que había vuelto a Bohemia en 1.424 con 1.500 tropas, ayudó a negociar la paz. Tras la muerte de Zizka en octubre de 1.424, Procopio el Grande tomó el mando de los taboritas. Korybutas, que había venido desafiando a Ladislao II y a Vytautas, también se convirtió en un líder de los husitas.

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2017-08-14. Última modificacion 2017-08-14.