Edad Media Los búlgaros Primeras guerras Búlgaro-bizantinas

Cargando anuncio...

Al mismo tiempo, la guerra contra los jázaros continuaba en el este y en 700, Asparuh falleció en un combate contra ellos. Los búlgaros perdieron los territorios al este del río Dniéster, pero consiguieron retener las tierras al oeste. Búlgaros y eslavos firmaron un tratado acordando que la jefatura del Estado recaería sobre el khan de los Búlgaros, que tendría la obligación de defender el estado contra el Imperio Bizantino, mientras que los líderes eslavos conseguían un estatus autónomo, teniendo que proteger las fronteras del norte a lo largo de los Cárpatos contra los ávaros.

Conquistas de Asparukh

Conquistas de los khanes búlgaros Asparuh y Tarvel

Khan Tervel (701-721)

El sucesor de Asparuh, Tervel es mencionado por primera vez en las fuentes bizantinas en 704, cuando él fue visitado por el depuesto y exiliado emperador bizantino Justiniano II, que había sido depuesto en el 695, durante una violenta revolución que supuso el linchamiento de sus colaboradores. A él le perdonaron la vida pero le cortaron la nariz como castigo y después le desterraron al Quersoneso, actual Crimea. A partir de entonces fue conocido por el apodo de Rhinotmetos, es decir, Nariz Cortada, teniendo que usar una prótesis de oro. Allí entró en contacto con el khan de los búlgaros, Tervel.

En el año 705, Justiniano consiguió el apoyo de Tervel para un intento de restauración en el trono bizantino, a cambio de amistad, regalos, y su hija en matrimonio. Con un ejército de 15.000 jinetes proporcionados por Tervel, Justiniano pronto avanzó sobre Constantinopla. Incapaz de tomar la ciudad por la fuerza, él y algunos compañeros entraron a través de un conducto de agua sin usar bajo las murallas de la ciudad, despertó a sus partidarios, y tomó el control de la ciudad en un golpe de Estado de medianoche, restaurando el trono perdido. El restaurado emperador detuvo a sus suplantadores, los emperadores Leoncio y Tiberio III, que fueron paseados encadenados por Constantinopla y pateados por los caballos en el hipódromo, otros muchos de sus seguidores también fueron asesinados.

Tervel recibiendo regalos de Justiniano II. El khan búlgaro Tervel recibiendo regalos del emperador bizantino Constantino II. Autor G. Gyudjenov

Justiniano concedió a Tervel con muchos regalos, el título de kaisar (cesar), que lo puso en segundo lugar después del emperador y el primer gobernante extranjero en la historia de Bizancio en recibir este título, y una concesión territorial en el noreste de Tracia, una región llamada Zagora como dote para su hija Anastasia que se casó con Tervel como se había convenido.

Tres años después, Justiniano II se consideró lo suficientemente fuerte como para invadir Bulgaria y restablecer su dominio sobre esas tierras.

Primera Batalla de Anquialo (708)

Los bizantinos llegaron a la fortaleza de Anquialo (actual Pomaria junto al mar Negro) y establecieron sus campamentos, desconociendo que el ejército búlgaro se encontraba en las proximidades. Mientras que los invasores estaban recolectando alimentos, Tervel y su caballería cargaron contra las alas de las tropas bizantinas. Al mismo tiempo, la infantería atacó el campamento. Los bizantinos fueron sorprendidos y confundidos, la mayoría de ellos perecieron en la batalla o fueron capturados, así como muchos caballos y armas. El emperador fue uno de los pocos que logró llegar a la fortaleza y escapó a Constantinopla en un barco.

Batalla de Anquialo en el 708 entre Justiniano y

Batalla de Anquialo en el 708 entre Justiniano II y Tervel

Se firmó un nuevo tratado de paz y los búlgaros aseguraron las ganancias territoriales. En el año 711, cuando un motín obligó a Justiniano II a buscar ayuda, Tervel le dio sólo 3.000 soldados que después de varias escaramuzas, el nuevo emperador les dio un salvoconducto para regresar Bulgaria y Justiniano II fue ejecutado junto con su hijo y heredero Tiberio.

Incursión a Constantinopla (712)

Tervel se aprovechó de los desórdenes en Bizancio por el tema de la sucesión y realizó una incursionó en Imperio Bizantino llegando hasta Constantinopla en el 712, saqueando los alrededores.

Batalla de Adrianópolis (718)

El emperador bizantino Teodosio III, firmó en 716 un tratado con el khan búlgaro Tervel que favorecía a los búlgaros y que permitía concentrar sus esfuerzos en frenar a los árabes.

Durante el Sitio de Constantinopla por los árabes del 717 al 718, el emperador bizantino León había conseguido en el frente diplomático que el khan búlgaro Tervel le apoyase, El khan al mando de un ejército de 50.000 efectivos, marchó contra Maslama al que derrotó en una batalla al sur de Adrianópolis, en la que murieron 22.000 musulmanes. 30.000 árabes perecieron en la batalla, siendo aclamado salvador de Europa por sus contemporáneos.

Para aumentar el terror se difundió el rumor que un ejército franco se estaba preparando para defender, por tierra y por mar, a los cristianos.

Este último desastre hizo que el califa Omar llamara a Maslama para que levantara el asedio, lo que sucedió el 15 de agosto de 718, casi en la misma fecha que la batalla de Poitiers o de Tour.

Batalla de Adrianópolis agosto de 718. Los búlgaros del khan Tervel derrotan a los árabes de Malasma, cuando acudió en ayuda de los bizantinos durante el asedio árabe de Constantinopla del 717/8. Autor Vasil Goranov

En 719 Tervel tuvo que interferir en los asuntos internos del Imperio bizantino cuando el depuesto emperador Anastasio II pidió su ayuda para recuperar el trono. Tervel le proporcionó 360.000 monedas de oro y le envió soldados. Anastasio marchó hacia Constantinopla, pero su población se negó a cooperar. Mientras tanto León III envió una carta a Tervel en la que le pidió respetar el tratado y preferir la paz a la guerra. Debido al hecho de que Anastasio fue abandonado por sus seguidores, el gobernante búlgaro accedió a las demandas de León III y rompió relaciones con el usurpador. Tervel también envió a León III a muchos de los conspiradores que habían buscado refugio en Pliska.

Crisis del Estado Búlgaro

En el año 753 murió el khan Sevar que era el último descendiente del clan Dulo. Tras su muerte, el khanato cayó en una larga crisis política durante la que el país estuvo al borde de la destrucción. Durante un período de 15 años hubo 7 khanes diferentes, que fueron asesinados. Existían dos facciones principales: algunos nobles querían una guerra contra los bizantinos, mientras que otros buscaban una salida pacífica al conflicto.

El khan búlgaro Kormisosh haciendo caso a los que querían la guerra con Bizancio, realizó una incursión en Tracia, llegando hasta la muralla de Anastasio (fortificación que unía el mar Negro con el mar de Mármara a lo largo de 40 kilómetros), donde fue totalmente derrotado por Constantino.

Esa inestabilidad fue usada por el emperador bizantino Constantino V (745-775) que organizó una gran campaña contra Bulgaria, que ahora estaba gobernado por un nuevo khan, Vinekh.

En el 756 Constantino V envió un ejército fue enviado con 500 barcos que saquearan los alrededores del delta del Danubio. El propio emperador, con la fuerza principal, avanzó a Tracia, y fue atacado por los búlgaros en el castillo fronterizo de Marcelae. Los detalles de la batalla se desconocen, pero el resultado fue una victoria de Constantino.

Con el fin de detener la invasión, envió a los búlgaros capturados a Constantinopla. Sin embargo, tres años después en el 759, Constantino invadió Bulgaria una vez más, pero sufrió una aplastante derrota en la batalla del paso de Rishki.

Derrota bizantina por fuerzas búlgaras

Segunda Batalla de Anquialo (763)

En el año 763 el nuevo khan Telets, apoyó la acción militar contra los bizantinos. Con su caballería pesada saqueó las regiones fronterizas con el Imperio bizantino y en junio de ese año, el emperador Constantino V, salió de Constantinopla con un gran ejército y una flota de 800 barcos, 9.600 jinetes y una cantidad de infantes indeterminada. El khan búlgaro bloqueó los pasos de montaña y tomó posiciones ventajosas en las cumbres cercanas a Anquialo pero su confianza e impaciencia lo llevaron a bajar a la llanura y cargar contra el enemigo, disponía 20.000 aliados y sus fuerzas búlgaras. La batalla comenzó por la mañana y duró hasta el atardecer. La victoria fue para los bizantinos. En los dos bandos hubo muchas pérdidas. El khan búlgaro pudo escapar. Los prisioneros búlgaros fueron ejecutados, pero los bizantinos no fueron capaces de avanzar más al norte.

Segunda batalla de Anquialo 763. El khan búlgaro Telets bloqueó los pasos de montaña y tomó posiciones ventajosas en las cumbres cercanas a Anquialo pero su confianza e impaciencia lo llevaron a bajar a la llanura y cargar contra el enemigo siendo derrotado. Autor Vasil Goranov

En el año 775, el khan Telerig, tras engañar a Constantino V para revelarle aquellos a sus leales en la corte búlgara, ejecutó a todos los espías bizantinos en la capital Pliska.

 

Batalla de Marcelae 792

Bajo el mando de su sucesor Kardam, la guerra se tornó en favorable para los búlgaros, En abril de 791, el nuevo emperador bizantino Constantino VI inició una campaña contra Bulgaria en respuesta a la invasión búlgara en el valle Struma en el año 789, cuando el ejército del khan derrotó a los bizantinos, matando al strategos Filites de Tracia. La campaña fue dirigida hacia el este para distraer la atención del khan desde el suroeste. El khan Kardam anticipó la invasión bizantina y fue al encuentro del enemigo,. Los ejércitos se encontraron cerca de la fortaleza de Provat (a 20 kilómetros al este de Odrin) y los bizantinos se vieron obligados a retirarse, pero su derrota no fue decisiva y en el año siguiente la campaña fue renovada.

Batalla de Marcelae entre el khan búlgaro Kardam y el emperador bizantino

Batalla de Marcelae entre el khan búlgaro Kardam y el emperador bizantino Constantino VI

En 792, Constantino encabezó otro ejército contra Bulgaria. En esta ocasión, acampó en Marcellae, cerca de Karnobat y se fortificó. Kardam llegó a la zona el 20 de julio y ocupó las colinas cercanas. Después de algún tiempo observándose y midiéndose mutuamente. Durante varios días el emperador no se atrevió a atacarlos y los búlgaros tuvieron tiempo suficiente para preparar una emboscada en los pantanosos bosques de la zona. Al final, Constantino VI fue convencido por los astrólogos que las estrellas presagiaban la victoria y atacó.

En un principio los bizantinos cometieron errores tácticos, avanzaron sin orden y fueron barridos fácilmente por una emboscada. Los búlgaros usaron un arma llamada arkani que consistía en un palo largo con un accesorio similar a un lazo en un extremo. Fue una excelente arma contra la caballería ya que un jinete podría fácilmente ser derribado de la silla por un guerrero experto, armado con el arkani. Los búlgaros lograron una victoria impresionante matando a la mayoría del ejército enemigo y capturando a los sirvientes del emperador y su tienda imperial.

Batalla de Barcelae:

Batalla de Barcelae: se puede ver a un jinete búlgaro manejando un arkani, un lancero búlgaro y  un infante eslavo

Tras su regreso a Constantinopla, el basileo firmó un tratado de paz y se comprometió a pagar tributo anual a Bulgaria. La victoria tuvo un gran significado político, pues Bulgaria entró en el siglo IX consolidada, más fuerte y unida.

Para 796, el gobierno imperial se negó a pagar el impuesto y el khan Kardam reclamó su tributo, amenazando con devastar Tracia si no cobraba. Constantino VI se burló de los búlgaros, enviando estiércol en lugar de oro como “pago apropiado“, y prometiendo realizar una expedición contra el anciano Kardam. Nuevamente, ambos ejércitos se encontraron en las cercanías de Adrianópolis, y durante 17 días permanecieron a la expectativa, mientras sus líderes, probablemente, negociaban. Finalmente, ambos ejércitos se retiraron y se mantuvieron los acuerdos de 792.

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2015-03-20. Última modificacion 2017-04-12.