Edad Moderna Guerra Franco-Holandesa (1672- 76) Operaciones en 1678. Final de la guerra

Cargando anuncio...

Operaciones en 1678. Final de la guerra

 

Asedio de Yprés (18 al 25 de marzo de 1.678)

En octubre de 1677, María Estuardo, sobrina y posible sucesora de Carlos II de Inglaterra, se casó con Guillermo III de Orange, concluyendo el acercamiento entre Inglaterra y la República Holandesa, que habían estado en guerra desde 1.674. Luis XIV decidió invadir el Los Países Bajos Españoles para contrarrestar una posible intervención militar inglesa contra él.

Luis XIV primero engañó a los españoles y holandeses para que pensaran que su objetivo era Luxemburgo o Namur, y luego de nuevo avanzaron hacia Ypres, lo que provocó que los españoles sacaran tropas de la guarnición de Gante y las enviaran a reforzar a Ypres. Cuando los franceses se volvieron repentinamente hacia Gante, la guarnición de la ciudad había quedado reducida a 500 efectivos españoles. El mariscal Humieres se presentó ante la ciudad con unos 60.000 efectivos, el día 3 de marzo, el Rey llegó el día 5 y las trincheras fueron abiertas en su presencia u dirigidas por Vauban, el día 9 de marzo se realizó un ataque general y la ciudad fue tomada y los defensores abrumados se rindieron, el Rey dejó una guarnición de 3.000 efectivos, y luego giró inmediatamente al oeste en dirección a Yprés.

Yprés estaba fortalecida desde la Edad Media y las fortificaciones se habían reforzado recientemente en previsión de un ataque francés. Estas obras incluían una serie de media-lunas y una fuerte ciudadela de planta pentagonal, que había sido construida recientemente en previsión de un ataque francés. El terreno alrededor de Ypres era muy bajo y húmedo, especialmente hacia el sur, que no era el ideal para las trincheras de aproximación. Por lo tanto, Vauban eligió hacer su ataque desde el este, donde el suelo era un poco más alto y más seco, pero donde las defensas eran mas fuertes por la fuerte ciudadela. La ciudad estaba defendida por una guarnición española bajo el mando de Francisco de Pardo, con una guarnición, que se ha dicho recientemente reforzada, disponía de 2.500 efectivos, el gobernador ordenó que se inundara el entorno de la ciudad, pero no sirvió de mucho ya que el ataque fue realizado en terreno alto.

El 18 de marzo, los franceses, dirigidos también por Vauban, comenzaron a cavar trincheras de aproximación dirigidas a la ciudadela. Se cavaron zanjas en zigzag y se colocaron baterías para batir las defensas, contaba con 22 cañones de gran calibre y 12 morteros. La moral entre las tropas francesas era alta debido a la reciente victoria y la presencia del Rey, por lo que los trabajos progresaron rápidamente.

Asedio de Yprés (18 al 25 de marzo de 1678). Vista del asedio

Los defensores hicieron una resistencia determinada bombardeando las trincheras francesas. Según una historia, Nikolaas Hoedt, un artillero en la ciudadela, realizó un disparó que derribó a 18 hombres de la Guardia Real y otro alcanzó la posada donde se alojaba Luis XIV. Después del asedio, el Rey mandó a buscar al artillero, pidiéndole que se uniera al ejército francés, pero este se negó

Después de esperar unos días y de haber visto la tenaz defensa de la guarnición de la ciudadela, Vauban abrió otro ataque, esta vez contra las fortificaciones del pueblo desde el norte. El suelo estaba húmedo y no había espacio para el sistema de zanjas en zigzag, así que utilizaron dos estrechas franjas de terreno ligeramente más alto y más seco a ambos lados del canal.

Asedio de Yprés por los franceses. Ataque del 24 al 25 marzo 1678

Después de una semana, las obras habían avanzado hasta el momento, que Luis XIV ordenó un ataque en la noche del 24 al 25 de marzo. El fuego de los defensores de la ciudadela y de los atacantes iluminaban la noche, los franceses atacaron la contraescarpa. La reacción de los defensores fue devastadora. Una descarga ensordecedora de mosquetería y fuego de cañón cayó sobre los atacantes desde las murallas de la ciudadela. Sin embargo, los atacantes pudieron tomar posesión del camino cubierto y cavaron. La ciudad fue rápidamente conquistada y los defensores capitularon al amanecer. Solo la ciudadela resistió un día más, después de lo cual los 1.600 hombres útiles que sobrevivieron y 600 heridos también se rindieron. Se les otorgaron todos los honores de la guerra y se marcharon, dejando a Luis XIV como dueño de otra ciudad de Flandes.

Asedio de Yprés 1678. Entrada de los franceses en la ciudad. Autor Jean-Baptiste Martin

En abril, Vauban comenzó a reconstruir y modernizar las fortificaciones de Ypres, dándole la forma que se puede ver en la actualidad. Louis de Crevant, duque de Humières se convirtió en gobernador de la ciudad.

Tratado de Nimega (10 de agosto de 1.678)

Inglaterra había firmado una paz por separado con las Provincias Unidas. En Inglaterra, Carlos II levantó unos 20 regimientos para ser enviados a Ostende, pero luego dudó en ir a la guerra contra Francia. Luis XIV ante esta nueva amenaza, comenzó las negociaciones entre Francia y la República Holandesa y España.

La representación española en las conversaciones estuvo integrada por Pablo Spínola Doria, consejero de Estado y embajador en Alemania; Pedro Ronquillo Briceño, consejero de Castilla e Indias y embajador en Inglaterra; Juan Bautista Christien, consejero de Flandes; y Gaspar de Teves y Tello, consejero de Guerra, se acordó suspender las hostilidades hasta firmar el tratado.

En virtud de las mismas, se firmó el tratado de Nimega el 10 de agosto de 1678, por el que Luis XIV devolvía a España Courtrai, Oudenaarde, Gante, Charleroi y el ducado de Limburgo; España cedía a Francia el Franco Condado y diversas plazas de los Países Bajos españoles (Cassel, Bailleul, Ypres, Wervik, Warneton, Cambrai, Bouchain, Condé-sur-l’Escaut, Bavay y Valenciennes); Holanda recuperaba Maastricht y obtenía ventajas financieras y comerciales; el Imperio cedió Breisach y Friburgo a cambio de Philipsburg.

 

Batalla de Saint Dennis (14 de agosto de 1.678)

Luis XIV dio órdenes estrictas: no se tratar de participar en un combate que pueda comprometer las negociaciones de Nimega, Créquy debía contentarse con conservar las posiciones ganadas el año anterior.

El 25 de junio de 1.678, se lleva a cabo un primer enfrentamiento cerca de Friburgo. Los dos ejércitos llevarán a cabo una guerra de escaramuza dirigiéndose al sur, lo que redundará en beneficio de los franceses, y los imperiales se desgastarán y perseguirán mientras estaban mal abastecidos. Esta marcha hacia el sur terminó con el mariscal Crequy asediando la ciudad de Rheinfelden, situada en el cantón suizo de Argovie, el mariscal de campo Maximiliano Lorenzo van Starhemberg, audió al frente de un ejército imperial para aliviar la ciudad, siendo derrotado en la batalla de Rheinfelden el 7 de julio de 1.678.

Los dos ejércitos luego regresan al norte, y el 23 de julio, Créqui planea atacar Offenburg, que servía de alguna manera como base de retaguardia para el duque de Lorena. El ejército imperial estaba entre el río Kintzig y el castillo Ortenberg que protegía el valle. Atacado por los dragones y los granaderos franceses apoyados por la brigada de caballería del marqués de Bulonde, a la que se unió el regimiento de la caballería de Enghien, los imperiales fueron derrotados en la batalla de Gengenbach. El castillo fue capturado y quemado el 23 de julio de 1.678. Sin embargo, Offenburg no es atacado y el ejército francés ocupará Kehl y los suburbios de Estrasburgo.

El borrador del tratado de Nimega se firmó el 10 de agosto, 4 días antes, lo que debería haber puesto fin al conflicto de 6 años. Hay evidencia de que tanto Guillermo de Orange al mando del ejército aliado como el duque de Luxemburgo al mando del ejército francés siguieron adelante y presentaron batalla de todos modos.

Ambos lados estaban igualados, los franceses en aproximadamente 40.000 y los aliados consistiendo en unos 50.000 efectivos holandeses, españoles y varios alemanes (hombres de Munster, Brandeburgo, Zell y Osnabruck unos 15.000) y la Brigada Anglo-Holandesa comandada por el duque de Monmouth (hijo ilegítimo de Carlos I). El principal ejército inglés de 16.000 no estaba presente ya que acababa de desembarcar en Holanda. En ese momento, John Churchill era el oficial de enlace personal de Carlos II con Guillermo III, por lo que es posible que estuviera presente en la batalla.

Batalla de Saint Dennis 14 de agosto de 1678. Autor Romeyn de Hooghe

La batalla también fue extremadamente costosa en términos de vidas para ese período con 3.000 hombres muertos y 4.000 heridos. Los aliados en el ataque perdieron aproximadamente 2.000 muertos y 2.500 heridos y los franceses perdieron 940 hombres muertos y 1.560 heridos en la defensa.

El campo de batalla está en gran parte intacto hasta el día de hoy. La acción comenzó en la abadía de Saint Denis. Terminó con una dura lucha cuerpo a cuerpo alrededor de la medianoche en la casa señorial y el castillo que se encontraba en el sitio de la actual granja construida en 1.711 (ubicada en Casteau) donde 800 hugonotes luchando por los holandeses fueron pasados por la espada.

Batalla de Saint Dennis 1678

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2019-02-03. Última modificacion 2019-02-03.