Siglo XVIII Guerras Ruso-Turcas siglo XVIII Guerra Ruso-Turca 1787-91. Final
Guerra Ruso-Turca 1787-91. Final

Organización de la campaña

La conquista de Izmail por las tropas rusas golpeó a los turcos con horror, pero no los obligó a aceptar las condiciones propuestas por el gobierno ruso. Con la esperanza de que la salida de Austria de la alianza con Rusia asegurara las fronteras turcas de la invasión, el sultán decidió continuar la guerra. El activo Yusuf, que nuevamente fue elevado a la dignidad de Gran Visir, recibió la orden de reunir milicias en el bajo Danubio, dirigiéndose allí desde todas las vastas propiedades de la Puerta.

El príncipe Potemkin, quería dar un golpe inesperado al enemigo, la subyugación de Anapa. Al mismo tiempo, se suponía que la flota de Sebastopol debía ir a la boca del Bósforo y bloquear las comunicaciones de Estambúl con todos los puertos del mar Negro, y la flotilla de remos debía evitar que los turcos cruzaran el lado izquierdo del Danubio y ayudar a los intentos ofensivos de las tropas rusas.

Las tropas asignadas para la acción contra los turcos se dividieron en tres cuerpos:

  • Cuerpo del Danubio, compuesto por 76 batallones y 19 regimientos de caballería, con 160 cañones de campaña y un número significativo de tropas irregulares de pie y caballo, fue enviado por el príncipe Potemkin al mando del príncipe Repnin. El punto de reunión de todas estas tropas era Galati.
  • Cuerpo de Tauride, que constaba de 22 batallones, 2 regimientos de caballería y 5 regimientos cosacos con 50 cañones de campaña, permaneció al mando del general-general Kakhovsky.
  • Cuerpo del Cáucaso y Kubán compuesto por 22 batallones, 7 regimientos de caballería y 8 regimientos cosacos, con 48 cañones, bajo el mando del general-general Gudovich.

Batalla de Machin (9 de julio de 1.791)

Las acciones comenzaron a finales de marzo. El príncipe Repnin, después de recibir información de que los turcos se estaban fortaleciendo en Machin con unos 30.000 efectivos, y se estaba esperando la llegada del Gran Visir con otros 80.000. para garantizar la comunicación de Brailov con el lado derecho del Danubio, se comprometió a destruir las fortificaciones enemigas. El 5 de abril, el teniente-general príncipe Golitsyn, con 3.400 efectivos en barcos de Galati a Isakcha, cruzó, cerca de ese punto, a la orilla derecha del Danubio, el 7 de abril y al día siguiente se unió al destacamento del general Kutuzov, incluidas 4.300 personas que llegaron de Izmail.

Mientras tanto, el coronel Ribas, con otra parte de la flotilla, hizo una demostración en la boca de Seret para entretener a la guarnición de Brailov.

Una vez reunidos los destacamentos de Galatsyn e Izmail, el príncipe Repnin cruzó la península de Kuntsefan y entró en el flanco derecho del campamento turco en Machin. La formación de batalla tenía la siguiente distribución de tropas: las tropas de Golitsyn y Volkonsky actuaron en el flanco derecho, y Kutuzov (el cuerpo de Bug y los cosacos) actuó en el flanco izquierdo. La infantería se construyó en una formación en cuadro, detrás de la cual estaba la caballería.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-de-machin-9-de-julio-de-1791--movimientos-de-fuerzas.png 534w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-de-machin-9-de-julio-de-1791--movimientos-de-fuerzas-243x300.png 243w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-de-machin-9-de-julio-de-1791--movimientos-de-fuerzas-100x124.png 100w
Batalla de Machin (9 de julio de 1.791). Movimientos de fuerzas

La batalla tuvo lugar en terreno accidentado. Cuando la ofensiva tuvo que forzar el río Katecher. Las tropas del flanco derecho tenían la tarea de golpear de frente. La tarea principal fue resuelta por las tropas del flanco izquierdo, mandado por Kutuzov. Las tropas cruzaron rápidamente la presa armada a través del río Katecher y subieron las colinas. Kutuzov detuvo el movimiento del cuadro para liberar las alturas de los turcos, que estaban «contra el flanco izquierdo, sin dejar a este fuerte enemigo a sus espaldas» con fuego de artillería. Los intentos de los turcos de desviarse y atacar el flanco de la caballería fueron repelidos, y los cuadros de infantería volvieron a la ofensiva. La aparición de tropas rusas en la retaguardia causó confusión en las tropas turcas. En pánico, se retiraron. Kutuzov envió caballería ligera para perseguirlos. Los turcos perdieron más de 4.000 muertos y 35 cañones de fuego. Durante la batalla, la flotilla de Ribasa del Danubio luchó con 30 barcos de remo turcos. Los turcos huyeron, habiendo perdido 6 barcos.

Repnin arruinó las fortificaciones de Machin el 8 de abril. Dos días después, el coronel Ribas desembarcó el regimiento de granaderos Dnieper en la península de Kuntsefan, tomó el reducto dejado por los turcos y cruzó a la isla, situada entre Kuntsefan y Brailov, donde había una fuerte fortificación enemiga, ocupada por 2.000 jenízaros con 20 cañones. El príncipe Golitsyn, tras haber transferido, para ayudar a Ribas, el regimiento Vitebsk y dos regimientos de los cosacos del mar Negro, ordenó el asalto a la fortificación al atamán Lezzano. El 13 de abril, las tropas rusas, apoyadas por fuego de flotilla, atacaron a los turcos, capturaron sus trincheras y toda la artillería, destruyeron el destacamento enemigo, demolieron las fortificaciones y regresaron a Galati al día siguiente.

Los rusos tuvieron 315 muertos y heridas.

Asalto ruso de Anapa (2 de julio de 1.791)

La desventaja de las tropas rusas en el Danubio, que tuvieron que operar en un espacio muy estrecho entre el mar y la boca del Seret, contribuyó a las acciones defensivas de los turcos y, por lo tanto, se decidió dar un golpe decisivo al enemigo en Asia. A mediados de mayo, el general Gudovich llevó a las fuerzas principales de su cuerpo al Kubán, cruzó, el 10 de junio, a través del río, en la trinchera Durable, y en la mitad de junio, se acercó a Anapa, donde fue reforzado por parte del Cuerpo Tauride, bajo el mando del mayor-general Shitsa llegado de Taman.

El general Gudovich, concentró unos 12.000 efectivos con 52 cañones, y cruzó el Kubán sobre el puente de pontones y se trasladó a la fortaleza de Anapa. El 20 de junio, los rusos acamparon a 6,5 km de Anapa en el río Bugu.

La guarnición y la artillería de la fortaleza se fortalecieron significativamente desde la época de Bibikov. Había 10.000 turcos y 5.000 montañeses y tártaros, con 95 cañones en las murallas. Las fortificaciones consistían en 7 bastiones, conectados por cortinas, con 3 puertas. Las murallas tenían 3,2 km de largo y 8 m de alto. Además, se cavó un foso frente al muro de la fortaleza, con una profundidad de 4 m y un ancho de 16 metros y se construyó una empalizada.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/fortaleza-turca-de-anapa-en-1791.png 959w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/fortaleza-turca-de-anapa-en-1791-300x175.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/fortaleza-turca-de-anapa-en-1791-768x448.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/fortaleza-turca-de-anapa-en-1791-100x58.png 100w
Fortaleza turca de Anapa en 1791. Autor Yuri Kovalchuk

El 24 de junio, Gudovich puso la primera batería de asedio de 10 cañones.

Para el 29 de junio, se habían erigido 4 baterías de asedio más con 32 cañones. El bombardeo en Anapa causó una gran destrucción y derribó el silencio de la artillería. El 30 de junio se invitó a los enemigos a rendirse. La guarnición, alentada por las sugerencias del falso profeta Shikh-Mansur, respondió con un disparo a esa propuesta; al mismo tiempo, numerosas multitudes de montañeses molestaron a los rusos desde la retaguardia y recibieron hubo noticias de la inminente llegada del escuadrón turco para ayudar a Anapa: todas estas circunstancias llevaron al general Gudovich a acelerar el desenlace.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-1024x768.png 1024w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-300x225.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-768x576.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-1536x1152.png 1536w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-2048x1536.png 2048w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-100x75.png 100w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-320x240.png 320w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/asalto-ruso-de-anapa-2-de-julio-de-1791--plano-del-asalto-160x120.png 160w
Asalto ruso de Anapa (2 de julio de 1.791). Plano del asalto

En la noche del 1 al 2 de julio, se llevaron a cabo fuertes cañoneos en la fortaleza, y media hora antes del amanecer, los rusos lanzaron un asalto. Las tropas se dividieron en cinco columnas, y una reserva bastante significativa, y se dejó un destacamento especial para cubrir el wagenburg.

Cuatro columnas, dirigidas por los generales Bulgakov y Depreradovich, se movieron en el ala izquierda y en el centro, y la quinta columna bajo Shitsa, en el ala derecha, cerca del mar.

Las tropas rusas se acercaron a las murallas a unos 530 m y media hora antes del amanecer, se lanzaron al asalto.

Bajo el sonido de los cañones de ambos bandos, los rusos descendieron al foso, subieron las escaleras hacia la muralla y treparon por las paredes. Allí se encontraron con multitudes desesperadas de jenízaros y defensores. Finalmente, después de una sangrienta batalla que duró cinco horas, las tropas se movieron en el ala izquierda y en el centro, y la quinta columna en el ala derecha, cerca del mar.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/granaderos-rusos-asaltando-un-fuerte-otomano.png 981w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/granaderos-rusos-asaltando-un-fuerte-otomano-300x298.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/granaderos-rusos-asaltando-un-fuerte-otomano-150x150.png 150w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/granaderos-rusos-asaltando-un-fuerte-otomano-768x762.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/granaderos-rusos-asaltando-un-fuerte-otomano-100x99.png 100w
Granaderos rusos asaltando un fuerte otomano.

Pronto las puertas de la fortaleza fueron capturadas y abiertas, y los cosacos irrumpieron en Anapa. La tenacidad de los sitiados estaba rota. 13.532 personas se rindieron, incluidos el comandante y Sheikh Mansour. Unos 150 turcos lograron abordar barcos y zarpar. Las pérdidas rusas ascendieron a 940 muertoss y 1.995 heridas.

Durante el asalto, 8.000 circasianos descendieron de las montañas y atacaron el wagenburg ruso, pero fueron repelidos con fuertes bajas. Después de esto, los rusos ocuparon la fortaleza de Sunjuk-Kale, a quien la guarnición, asustada por el destino de los defensores de Anapa, sin esperar el ataque, se dieron a la fuga. En recompensa por la conquista de Anapa, el general Gudovich recibió la Cruz de San Jorge de segundo grado.

El príncipe Potemkin, teniendo en cuenta que para la ocupación de Anapa y Sunjuk-Kale necesitaba al menos 7.000 efectivos, ordenó demoler ambas fortalezas.

Batalla del cabo Kaliakria (11 de agosto de 1.791)

A pesar de una serie de derrotas severas en tierra y mar en la campaña de 1.790, el imperio Otomano no solo permaneció decidido a continuar la lucha, sino que también acumuló importantes reservas para reponer al ejército y la marina. Ya en el otoño de 1.790, 14 barcos de Argelia y Túnez, cuyos gobernantes eran vasallos del sultán turco, llegaron a Estambúl. En la primavera de 1.791, la flota turca se fortaleció con 3 nuevos buques de línea y otros 2 convertidos de grandes buques mercantes egipcios. El kapudan pachá Hussein reunió cuatro escuadrones: Estambúl, Argelia, Túnez y Trípoli. El escuadrón argelino estaba liderado por el famoso Seyit Ali, que llevaba banderas rojas y verdes. Después de haber reunido hasta 60 velas, incluidos 18 buques de línea, A finales de mayo de 1.791, Hussein pachá abandonó el Bósforo con el objetivo de derrotar decisivamente a la flota rusa y, habiendo ganado el dominio en el mar Negro, para apoyar a las fuerzas terrestres en Rumelia (Turquía Europea) y en la costa del Cáucaso.

Según los testimonios de los prisioneros, los almirantes turcos, no esperaron la artillería, iban a resolver el asunto a su favor abordando, para lo cual cada buque tenía de 800 a 1.500 miembros de la tripulación.
El kapudan pachá condujo su flota a Varna y Kaliakria, y después de detenerse en las costas de Rumelia el 28 de junio, apareció a la vista de Balaclava, a más de 15 millas de la costa. Desde aquí se dirigió a Anapa, sin saber que el 1 de julio esta ciudad costera había sido tomada por las tropas rusas. Tras comprobar este triste acontecimiento, Hussein pahá se volvió, sin siquiera sospechar que su flota seguía siendo la última esperanza del Imperio Otomano. Fue el día de la aparición de los barcos turcos frente a las costas de Crimea, el 8 de julio de 1.791, que las principales fuerzas del ejército del Sultán en el Danubio habían sido derrotadas en la batalla de Machin por el ejército del general-príncipe N. V. Repnin. El Gran Visir, que llegó tarde a la batalla, entró en negociaciones de paz con Repnin, pero los entretuvo en todos los sentidos, esperando el éxito de su flota.

La importancia de la flota en la guerra también fue entendida por el comando supremo ruso. Entonces, mediante una orden judicial del 11 de mayo de 1791, el mariscal de campo Potemkin asignó a Ushakov la tarea de «navegar en el mar» después de las tormentas de primavera, encontrar la flota turca y obtener el dominio en el mar Negro, evitando que el enemigo llegase a su costa. Por lo tanto, las flotas de ambos oponentes recibieron misiones ofensivas.

La flota rusa del mar Negro, bajo el mando del contraalmirante Ushakov, que consta de 16 buques de línea y otros 29 barcos, zarpó el 21 de julio. Su salida se retrasó por la escasez de suministros, la falta de disponibilidad de varios barcos, especialmente el barco Juan el Bautista (82) (anteriormente Melek i Bahri), la falta de información fiable sobre el enemigo y los vientos en contra hizo que partiera el 8 de julio. Ushakov dirigió la flota en busca del enemigo en dirección a Anapa y, el 23 de julio, se encontró con la flota de Hussein pachá al sur de Balaklava (Crimea). A pesar de la superioridad de las fuerzas enemigas, el comandante ruso, dando instrucciones orales a sus comandantes, decidió atacar. Durante tres días con vientos alternos, las flotas enemigas maniobraron, tratando de tomar la posición de barlovento. Ushakov logró ganar el viento tres veces y alcanzar a los turcos, pero cada vez que lo hacía, el almirante o ruso tenía que esperar a sus barcos rezagados, de los cuales el León Mártir (58) (anteriormente turco) era tan inferior a los mejores los barcos rusos como el Natividad de Cristo (78) y el Juan el Bautista (82), que tardaba hasta 7 horas en ingresar a la línea. Al ver que las condiciones climáticas (viento ligero) no le permitirían reunir rápidamente a toda la flota y, no queriendo exponer sus fuerzas a una batalla por partes, Ushakov regresó a Sebastopol el 26 de julio.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/suvorov-y-ushakov-en-sebastopol-en-1791.png 730w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/suvorov-y-ushakov-en-sebastopol-en-1791-300x200.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/suvorov-y-ushakov-en-sebastopol-en-1791-100x67.png 100w
Suvorov y Ushakov en Sebastopol en 1791. Artista Vladimir Ilyukhin

El 10 de agosto de 1.791, la flota rusa del mar Negro volvió a la mar y se dirigió a la búsqueda del enemigo en la costa de de Rumelia. El 12 de agosto, la flota turca fue encontrada anclada bajo la costa del cabo Kaliakria, donde se construyó una batería costera para cubrir su estacionamiento. A disposición del Kapudan pachá había 18 buques de línea (incluidos 9 buques insignia). También hubo 10 fragatas grandes y 7 pequeñas, 6 xebecs, 5 bombardas, 10 kirlangichis y 15 transportes, en total 57 velas. El número total de cañones en los barcos de la flota turca superó los 2.000, incluyendo al menos 1.240 cañones en buques de línea. El personal era de unos 20.000 efectivos, incluidos 4.000 marineros argelinos. En el buque insignia de Hussein había tres instructores oficiales de artillería ingleses. Además de ellos, había artilleros extranjeros en otros barcos.

La flota rusa consistía en 16 buques de línea, 2 fragatas, 2 barcos de bombardas, 1 brulote y 17 pequeños barcos de crucero. Los rusos tenían más de 1.000 cañones (incluidos 920 en buques de línea) y 9.500 personal. Por lo tanto, los turcos tenían una superioridad general significativa en el poder con una relación de potencia de fuego de la línea de batalla de 2 a 1.

Con la intención de ganar el viento que soplaba desde la orilla, y también aprovechar al máximo su repentina aparición, Ushakov formó sus barcos en tres columnas dirigidas entre la orilla y la flota enemiga. Los barcos turcos cortaron rápidamente las cuerdas, zarparon para obtener el viento.

En la confusión, varias naves chocaron, y en una de ellas se derrumbó el mástil de mesana. Incapaz de esperar a que parte de sus tripulaciones fueran enviadas desde tierra, el Kapudan pachá trató de formar una línea de batalla y pronto reunió varios buque de línea en la dirección correcta. Sin embargo, el más enérgico e inteligente Seyit Ali, sin perder la esperanza de volver a ganar el viento, lideró a la mayoría de la flota y pronto kapudan pachá lo siguió en su buque insignia Bahr-i Zafer (82).

Ushakov, tras pasar por bajo los disparos de la batería costera y encontrarse en el viento, reconstruyó su flota en la línea de batalla formando en vanguardia, centro y retaguardia:

  • Vanguardia mandada por el contraalmirante Fedor Ushakov en el buque insignia Natividad de Cristo (78), con los buques Juan el Bautista (82), Fedor Stratilat (46), San Andrés Apóstol (50), Alexander Nevsky (48), Jorge el Victorioso (50).
  • Centro mandado por Gabriel Golenkin en el buque insignia María Magdalena (66), con los buques Zar Konstantin (46), San Nicolás (50), Pedro Apóstol (46), Nestor (30).
  • Retaguardia mandada por Pavel Pustoshkin en el San Vladimir (70), con los buques San León Mártir (58), Transfiguración del Señor (68), San Pablo (70), San Juan Evangelista (46).
https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--movimientos-de-las-flotas.png 900w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--movimientos-de-las-flotas-300x203.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--movimientos-de-las-flotas-768x521.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--movimientos-de-las-flotas-100x68.png 100w
Batalla del cabo Kaliakria (11 de agosto de 1791). Movimientos de las flotas

Al acercarse, Ushakov observó que el Mukkaddime-i Nusret (80) de Seyit Ali con los dos barcos que lo seguían tenía prisa ganar el viento. Para evitar esta maniobra, el comandante ruso en el barco del Natividad (78) salió de la línea hasta la cabeza y desde una distancia de unos 90 metros, y atacó la nave Seyit-Ali, evitándola desde la proa.

Mediante señales de «cerrar la distancia» y «atacar al enemigo», toda la línea de la batalla de la flota rusa se acercó al enemigo y entró en la batalla a las 17,00 horas. Bajo el fuego del barco Natividad (78), el buque insignia de Seyit-Ali pronto esquivó la línea rusa. Ushakov, obligando a la nave del vicealmirante y a dos fragatas a cubrir su buque insignia, persiguió la nave del almirante argelino y luchó en ambos lados durante algún tiempo. Allí, el comandante de la flota fue apoyado por los comandantes de buques Alexander Nevsky (48) y Juan el Bautista (82).

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--el-natividad-de-cristo-de-ushakov-80-cerrando-el-paso-al-mukkaddime-i-nusret-80.png 966w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--el-natividad-de-cristo-de-ushakov-80-cerrando-el-paso-al-mukkaddime-i-nusret-80-300x154.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--el-natividad-de-cristo-de-ushakov-80-cerrando-el-paso-al-mukkaddime-i-nusret-80-768x394.png 768w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--el-natividad-de-cristo-de-ushakov-80-cerrando-el-paso-al-mukkaddime-i-nusret-80-100x51.png 100w
Batalla del cabo Kaliakria (11 de agosto de 1791). El Natividad de Cristo de Ushakov (80) cerrando el paso al Mukkaddime-i Nusret (80) de Seyit-Ali. Autor Alexander Nikolayevich Depaldo

Sin pensar más en abordar, los comandantes de las naves de la flota otomana, siguiendo el ejemplo de sus almirantes, se lanzaron al viento a las 17,45 minutos y comenzaron una retirada desordenada. La flota rusa los persiguió, y cesó el fuego a las 21,30 ya de noche. La aparición de la oscuridad y el cambio de viento salvaron a los turcos de una completa derrota y la captura de las naves más dañadas.

https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--vista-de-la-batalla.png 600w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--vista-de-la-batalla-300x155.png 300w, https://imagenes.arrecaballo.es/wp-content/uploads/2020/02/batalla-del-cabo-kaliakria-11-de-agosto-de-1791--vista-de-la-batalla-100x52.png 100w
Batalla del cabo Kaliakria (11 de agosto de 1791). Vista de la batalla. Autor I.N Dementyevl

En la mañana del 12 de agosto, los marineros rusos observaron que la flota turca huía al Bósforo solo desde Salings y Ushakov, teniendo en cuenta el rendimiento de conducción de los barcos de su flota y la necesidad de reparaciones menores, se negaron a seguir persiguiendo al enemigo con las fuerzas principales. Flota de Sebastopol anclado bajo la orilla para reparar daños. La fragata San Marcos (36) y los barcos de ligeros fueron enviados en persecución que fueron llevados a tierra y hundieron varios transportes cargados de comida y capturaron cuatro barcos pequeños turcos, que, sin embargo, tuvieron que hundirse debido a daños graves. El 13 de agosto, el buque Panagia Apotumegany hundió el xebek turco, quitando dos cañones de cobre y una bandera de popa.

El 19 de agosto de 1.791, Ushakov, en su camino a Varna, recibió noticias de la conclusión de un alto el fuego con los turcos el 11 de agosto (¡el día de la batalla!), Y el 23 de agosto regresó a Sebastopol.

En la batalla de Kaliakria, la flota rusa tuvo 17 muertos y 28 heridos (incluidos 3 oficiales). Los barcos rusos recibieron daños menores en el mástil y el aparejo, solo el Alexander Nevsky (50) fue perforados por núcleos bajo la línea de flotación. Las pérdidas de la flota turca, a excepción de los 5 pequeños barcos y varios transportes, no se conocen con exactitud. Los barcos y fragatas turcos dañados se dispersaron y se refugiaron en diferentes puntos de las costas de Anatolia y Rumelia.

Seyit-Ali llegó de inmediato al Bósforo con seis naves, cuya deplorable apariencia privó de inmediato a sultán Selim III de su última esperanza de victoria en la guerra. El kapudan pachá Hussein apareció en la capital solo después de una larga búsqueda. Considerando que en el Mukkaddime-i Nusret (80) buque insignia de Seyit Ali tuvo 450 muertos y heridos (información del Gran Visir), Se puede suponer que la pérdida total de la flota turca en personal sería de al menos 1.300 personas.

Ushakov trató de mantener la flota unida, para ir al mar solo con confianza en la aparición de las principales fuerzas enemigas y contando con una batalla general en condiciones favorables para él.

Por la victoria en Kaliakria, Ushakov recibió la Orden de San Alexander Nevsky. Pero la repentina muerte del príncipe Potemkin-Tauride afectó negativamente a su carrera posterior. Después de la guerra, el ganador de los turcos en las batallas de Kerch, Tendra y Kaliakria, el más talentoso, enérgico e independiente de todos los almirantes rusos de esa época, no solo no recibió el siguiente rango (y antigüedad) por distinciones, sino que permaneció a la sombra de los colegas bálticos.

Negociaciones

Los incesantes fracasos de los turcos sacudieron la determinación del Sultán. Se ordenó a Yusuf reanudar las negociaciones interrumpidas: la consecuencia de esto fue la conclusión, el 11 de agosto, en Galati, un armisticio por ocho meses. Los plenipotenciarios turcos firmaron cláusulas preliminares del tratado de paz, entre el príncipe Repnin y el gran visir Yusuf pachá sobre la base de las cuales:

  1. Se confirmó el tratado de Kaynardzhsky y se concluyeron todas las convenciones y decretos posteriores entre los dos imperios.
  2. La frontera mutua de los imperios se trasladaría al río Dniéster.

El mismo día, tuvo lugar una batalla naval en el cabo Kalakria, cerca de Kavarna, en la que el contraalmirante Ushakov trastornó por completo la flota turca y la obligó a esconderse en el puerto de Estambúl. La victoria de Ushakov ejerció una fuerte influencia moral en el propio Sultán y provocó que la Puerta volviera más proclive a la paz.

Al llegar, Potemkin le regañó a Repnin y transfirió las negociaciones a Iasi. Pero el más brillante no pudo firmar el mundo. Se puso gravemente enfermo y, previendo la muerte, ordenó que le llevaran a Nikolaev, donde quería morir y ser enterrado el 5 de octubre de 1791, a unos 60 km de Iasi, murió el príncipe Potemkin de Tauride.

El conde Bezborodko ya estaba terminando las negociaciones con Turquía. El 9 de enero de 1792, se concluyó un tratado de paz en Iasi con el imperio Otomano.

El acuerdo confirmó el acuerdo de Kyuchuk-Kaynardzhi de 1.774, la ley de 1.783 sobre la anexión de Crimea y el Kubán a Rusia y todos los demás acuerdos anteriores entre Rusia y Turquía. Se estableció una nueva frontera entre las partes contratantes en el suroeste a lo largo del Dniéster.

De conformidad con el acuerdo, el gobierno turco renunció a los reclamos sobre Georgia. se comprometió a no tomar ninguna acción hostil contra las tierras georgianas y kubanas. Para salvaguardar los intereses del comercio ruso en Argelia, Túnez y Trípoli, recompense a los comerciantes rusos por todas las pérdidas que puedan causarles los corsarios, ciudadanos de la Puerta. Turquía se comprometió a pagar una contribución de 12 millones de piastras (7 millones de rublos), pero el conde Bezborodko, después de que esta cantidad se firmó en el contrato, en nombre de la Emperatriz se negó a recibirlo.

Al igual que el mundo Kyuchuk-Kaynardzhiysky, el tratado de paz de Iasi no satisfizo ni a Rusia ni a Turquía. El entorno del Sultán no se pudo conciliar con la pérdida de Crimea y Ochakov, ni con la flota rusa en el mar Negro.

Rusia se mantuvo firme al pie del mar Negro, pero no recibió el derecho de salir libremente de él. Para la flota, el mar Negro se ha convertido en un lago. Y en cualquier momento, un escuadrón enemigo turco u otro podría abandonar el Bósforo, atacar ciudades rusas en la costa y desembarcar tropas.

Los pueblos que vivían en las costas del mar Negro no estaban contentos con el mundo. Los tártaros de Crimea soñaban con comenzar nuevamente los robos de tierras rusas y ucranianas. Los montañeses en el Cáucaso también querían deshacerse de los rusos, y los griegos y eslavos que habitaban la península de los Balcanes, a su vez, soñaban con deshacerse de los turcos y volvieron sus ojos hacia Rusia.

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2020-02-29. Última modificacion 2021-08-16.
Valora esta entrada