Edad Media Guerras anglo-escocesas Batalla de Bannockburn 1.314

Con Wallace ejecutado en 1.305 y sectores de la nobleza escocesa negociando con los ingleses parecía que la causa de la independencia escocesa estaba perdida.

Pero fue en ese momento cuando un noble escocés llamado Roberto Bruce, conde de Carrick, que había pasado bastante desapercibido y que había ocupado el puesto de Guardián de Escocia, planeó una conspiración para hacerse con el trono de Escocia.

El único obstáculo a su candidatura era el barón Juan Comyn (Comyn el Rojo), archienemigo del abuelo de Bruce, sobrino de Juan Balliol y pretendiente al trono de Escocia. Bruce asesinó a Comyn, y el 25 de marzo de 1.306 Roberto fue coronado rey como Roberto I de Escocia. Desde entonces Bruce, con ayuda de su hermano Eduardo Bruce y sus partidarios, libró su propia guerra contra Inglaterra y los nobles escoceses que todavía apoyan a Eduardo I de Inglaterra, reconquistando lentamente el suelo perdido, en lo que fue conocido como “La guerra del rey Roberto (1306-1314)”.

Bruce fue derrotado en Methven en 1.306 pero consiguió escapar a la isla de Rathlin, y volver a reclutar un ejército en las Tierras Altas (Highlands). En abril de 1.307 emboscó a una fuerza inglesa de 1.500 efectivos que se desplazaba junto al Glen Trool (lago Trool), disponía solo de 300 infantes y algunos jinetes, las fuerzas inglesas marchaban en columna mandada por Clifford señor de Skipton, un señor que no tenía castillo, los escoceses cortaron el camino y les atacaron desde la ladera de la montaña lanzándoles piedras y causándoles numerosas bajas.

 Batalla de Glen Trool 1308. Robert de Bruce con 300 paisanos y algunos jinetes tienden una emboscada y derrotan a una fuerza de 1.500 ingleses bajo el mando de Clifford señor sin castillo de Skipton

Batalla de Glen Trool 1308. Robert de Bruce con 300 paisanos y algunos jinetes tienden una emboscada y derrotan a una fuerza de 1.500 ingleses bajo el mando de Clifford señor sin castillo de Skipton

Obtuvo una victoria en Inverurie en mayo 1.308 y conquistó Aberdeen, ciudad leal al clan Comyn. En 1.309 derrotó al clan MacDougall (aliados de los Comyn) en el paso de Brander, y tomó el castillo de Dunstaffnage derrotando definitivamente a los Comyn, ampliando así su territorio hasta el río Tay. Finalmente la iglesia escocesa le reconoció el título de rey.

Los tres años siguientes continuó con la reconquista liberando Linlithgow en 1.310, Dombarton en 1.1311 y Perth en 1.312. Atacó la isla de Man en junio 1.313 y ordenó ataques esporádicos a través de la frontera inglesa. En en marzo 1.314 se recuperó Edinburgo y asedió Stirling. En mayo se completó la conquista de la isla de Man.

Ejército inglés

Ante estos acontecimientos, Eduardo II rey de Inglaterra decidió reunir un ejército y derrotar a los escoceses. El número de hombres de Eduardo II llamó a filas en 1.314 indica que su intención era realizar una invasión a gran escala, cuyo objetivo era someter por completo a los escoceses. Sin embargo, el conde de Lancaster y otros nobles ingleses de su misma facción no respondieron a la convocatoria del rey en Berwick y sólo enviaron el mínimo de hombres al que estaban obligados en tiempo de guerra. Solo los condes de Gloucester, Hereford, Pembroke y Angus acudieron a su llamada en persona.

El ejército de Eduardo II no era una fuerza disciplinada y escogida, sino, más bien, un enorme conjunto amorfo poco manejable de elementos dispares dirigidos por un rey que no era un soldado.

Al parecer, Eduardo contaba con unos 20.000 soldados de infantería, entre lanceros y arqueros. Los lanceros llevaban una especie de alabarda o voulge de 2,5 metros. La caballería eran unos 3.000 caballeros que incluían contingentes feudales,  tropas montadas de su Guardia Real y  mercenarios. El problema táctico de combinar fuerzas a pie y a caballo lo más eficazmente posible implicaba tender un puente en la brecha social existente entre las dos, y en Bannockburn esa brecha fue un factor determinante. La primera tarea de Eduardo era liberar el castillo de Stirling, que estaba siendo asediado por los escoceses. Es más, Edward Bruce había pactado con el gobernador de Stirling, sir Tomas Mowbray, que el castillo se rendiría si no era liberado antes del verano de 1.314. El castillo dominaba el sur de Escocia y Bruce sabía que quién lo poseyera tendría la clave de acceso al norte de Escocia. Mientras los ingleses marchaban al norte, Bruce preparó a sus hombres para la inevitable batalla que decidiría el futuro del país.

Ejército escocés

Puesto que Escocia era una nación pequeña y pobre, nunca podría desplegar una fuerza de hombres a caballo que fueran dignos rivales de la caballería inglesa. Los escoceses eran, fundamentalmente, una fuerza de infantería, y dependían de sus formaciones en ”schildron”, o formaciones muy compactas de seis filas piqueros, que constituían una barrera impenetrable, como un erizo de picas de hierro a modo de púas haciendo frente a la caballería pesada inglesa.

Piquero escocés frente a un alabardero (billman) inglés. los escoceses llevaban una pica de 5,5 metros, mientras que el billhook inglés solo tenían 2,5

Piquero escocés frente a un alabardero (billman) inglés. los escoceses llevaban una pica de 5,5 metros, mientras que el billhook inglés solo tenían 2,5

Bruce se había dado cuenta de que la larga pica escocesa de 5,5 metros era un arma pesada e incómoda, y sólo resultaba efectiva si los hombres estaban bien organizados e instruidos, por lo que incrementó la instrucción de sus piqueros. Los arcos escoceses eran muy inferiores en potencia y alcance a los arcos largos ingleses (longbow) y así que equipó a sus arqueros también con el arco largo.

Los habitantes de las tierras altas usaban el hacha ”Lochaber”, que era una gran hacha curvada unida a un mango. Es posible que algunos escoceses combatieran en Bannockburn con estas armas, entremezclados con los grupos de piqueros.  Vestían una túnica similar a la de sus antepasados pictos, hasta las rodillas, generalmente complementada con calzas o polainas de lana y botas o zapatos de cuero al estilo vikingo, llevaban chalecos acolchados o gambesones, algunos puede que llevasen cota de malla con un camisón con la cruz de San Andrés blanca cosida al pecho para poder identificar su alineamiento en el fragor de la batalla.

Para su protección portaban escudos redondos de madera estilo celta llamados rodelas, o scottish targe. Respecto a los yelmos, usaban capelinas (kettle hats) o spangenhelms (descendiente directo del casco vikingo), aunque no todos los soldados podían permitírselo,   confiando gran parte de su protección en el escudo.

Guerreros escoceses siglo XIV: 1 highlander o de las tierras altas con el hacha lochaber, cota de malla, yelmo capelina o kattle hat y escudo redondo a la espalda. 2 infante con halberd (mitad martillo y pico), lleva casco cervelliere, lleva cota de malla y acolchado por encima. 3 guerrero con hacha normal, acolchado y rodilleras, un casco semiesférico, lleva una pequeña rodela llamada scottish targe.

Guerreros escoceses siglo XIV: 1 highlander o de las tierras altas con el hacha lochaber, cota de malla, yelmo capelina o kattle hat y escudo redondo a la espalda. 2 infante con halberd (mitad martillo y pico), lleva casco cervelliere, lleva cota de malla y acolchado por encima. 3 guerrero con hacha normal, acolchado y rodilleras, un casco semiesférico, lleva una pequeña rodela llamada scottish targe.

El ejército que Bruce reunió a las afueras de Stirling en el verano de 1.314 era una fuerza formidable, unos 7.000 efectivos bien instruidos y dirigidos, y motivados por un apasionado patriotismo. Había elegido una zona sitiada en una elevación entre el arroyo Bannock y el río Forth, que formaban una excelente barrera natural con escarpadas orillas que junto con el terreno blando y pantanoso eran un buen obstáculo para la caballería, había puesto estacas y hoyos en los caminos. A su espalda se encontraba el bosque para tener una fácil retirada.

Bruce dividió sus fuerzas en tres divisiones:

  • La del norte encabezada por Thomas Rhandolph, conde de Morey, cuyos hombres fueron reclutados en su condado de Moray, de la parte más al norte, de Inverness y las ciudades más al noreste, tenía como misión cerrar el camino de Bannockburn al castillo de Starling.
  • La del sur bajo el mando de su hermano Eduardo Bruce, quien tenía consigo a los hombres de Buchan, Mar, Angus, Mearns, Mentheit, Strathearn, Lennox y un contingente de Galloway. Tenía como misión cerrar la calzada romana al castillo de Starling.
  • La reserva bajo el propio rey Roberto,  estaba formada por sus propios hombres de Carrick, a los que se sumaban los habitantes de las tierras bajas del sur de Escocia, contingentes de los clanes de las tierras altas y los hombres de Angus Og MacDonall procedentes de Argyll y las Hébridas.
  • La pequeña fuerza de caballería escocesa dirigida por el mariscal sir Roberto Keith, probablemente no alcanzaba los 500 jinetes. Su papel, a diferencia de la caballería pesada inglesa, no era ser el esfuerzo principal de la fuerza atacante sino el de caballería ligera, encargada de las tareas de reconocimiento.
Caballería escocesa dirigida por Roberto Keith

Caballería escocesa dirigida por Roberto Keith

Movimientos preliminares

El 17 de Junio, las columnas inglesas vadearon el río Tweed. El conde de Pembroke iba a la cabeza con una división de caballería, pero no encontró ninguna oposición. Dos días después llegaron a Edimburgo. Aquí esperaron hasta el 21 de Junio, para dar tiempo a llegar al tren de equipajes y provisiones, formado por más de 200 elementos, que iba muy detrás de las largas columnas de infantería y caballería.

En el cercano puerto de Leith, los barcos ingleses desembarcaron provisiones para las tropas. Antes de caer la noche del 22 de Junio, los elementos de la avanzadilla inglesa ya estaban en los alrededores de Falkirk. A menos de 16 km. El ejército de Bruce se hallaba congregado entre el ejército inglés y el castillo de Stirling.

La caballería escocesa de Keith había avistado a la fuerza inglesa que avanzaba e informaron a Bruce del tamaño de su ejército.

Primer día 24 de Junio

El domingo muy temprano, el ejército inglés avanzó desde Falkirk, estaba organizado en vanguardia, grueso y retaguardia.

atalla de Bannockburn 1.314. Despliegue de fuerzas el primer día

atalla de Bannockburn 1.314. Despliegue de fuerzas el primer día 24 de junio

El condestable, encargado de la organización y conducta del ejército, solía dirigir la vanguardia o combate inicial. En Bannockburn el condestable era el conde de Hereford, aunque el hecho de que Eduardo II designara a su sobrino el  conde de Gloucester como comandante adjunto de la vanguardia. Con tal desprecio por las cuestiones militares, Eduardo socavó la valía de Hereford y dejó la vanguardia inglesa sin una dirección decisiva.

El cuerpo principal estaba dirigido por el rey y junto a él se encontraba la Guardia Real dirigida por su senescal, sir Edmundo Mauley. Se desconoce quien mandaba la retaguardia.

Avanzaban desordenadamente, con gran parte del ejército rezagado y muy estirado.  Mientras Hereford y su vanguardia cruzaban el valle del arroyo de Bannock, avanazando por la calzada romana hacia la entrada de New Park, su temperamental sobrino Enrique de Bohun divisó a un caballero montado dirigiendo  a sus piqueros. El león con doble trechor de su sobretodo y la corona le identificaban como Bruce y solo tenía un hacha de guerra. De Bohun, convencido de que había llegado su momento de gloria, espoleó su caballo y arremetió contra el rey lanza en ristre. Bruce dirigió su caballo hacia el enemigo, que se le venía encima a galope tendido. Cuando estaban cerca, Bruce tiró de su caballo para esquivar la lanza de Bohun, y de pie sobre los estribos, le asestó tal golpe con el hacha que partió el yelmo del caballero inglés en dos y se la clavó en el cráneo. El mango del hacha se hizo añicos con el impacto y de Bohun se desplomó de la silla, muerto antes de tocar el suelo.

Batalla de Bannockburn 1314 duelo entre Henry Bohun sobrino del conde de Hereford y Robreto Bruce

Batalla de Bannockburn 1314 duelo entre Henry Bohun sobrino del conde de Hereford y Robreto Bruce

Batalla de Bannockburn 1314 Roberto Bruce mata a Henry Bohun de un hachazo en la cabeza partiendo su yelmo. Autor Jason Askew

Batalla de Bannockburn 1314 Roberto Bruce mata a Henry Bohun de un hachazo en la cabeza partiendo su yelmo. Autor Jason Askew

Entonces, es cuando la división de Eduardo Bruce emergió del bosque en apoyo del grupo de piqueros, los ingleses se replegaron. Con un sonoro grito, los escoceses cargaron en tropel y la caballería inglesa se volvió y emprendió la huida, derrotados y en desorden.

Mientras tanto otra poderosa fuerza a caballo dirigida por sir Robert Clifford se adelantó y se dirigió al norte, hacia Stirling, con el objetivo de bordear New Park y llegar al castillo, rebasando el flanco izquierdo escocés. Sin embargo, la división del conde de Moray estaba apostada cerca de St. Ninian para proteger el camino principal hacia el norte de un movimiento de este tipo, y se apresuró cerrar el paso a Clifford.
Al ver a los escoceses saliendo en tromba de New Park, los ingleses aguardaron sobre sus caballos y, ante la insistencia de Beaumont, les dejaron que se acercasen, y se alejaran de la protección del bosque. Moray vio el riesgo que corrían y ordenó volverse a las filas de para adoptar la formación de schildron. La caballería inglesa rodeó a los escoceses, pero no fueron capaces de romper su compacta y disciplinada formación. Los escoceses empalaban con sus picas a los caballos que se acercaban y mataban a los jinetes al caer, mientras que otros salían como flechas de entre las filas para golpear a los caballos con sus espadas y derribar a los caballeros. Sin el apoyo de los arqueros, los jinetes de Clifford fueron incapaces de romper el schildron escocés.

Batalla de Bannockburn 1314 Los jinetes ingleses se estrellan contra los schildrons escoceses

Batalla de Bannockburn 1314. La  caballería inglesa se estrella contra los schildrons escoceses

Batalla de Bannockburn 1314 . Los jinetes ingleses se estrellan contra los schildrons escoceses. Autor Michael White

Batalla de Bannockburn 1314 . Los jinetes ingleses se estrellan contra los schildrons escoceses. Autor Michael White

Batalla de Bannockburn 1314 sello conmemorativo

Mientras tanto, Douglas y sus hombres corrieron en ayuda del conde de Moray, que estaba en inferioridad numérica. Cuando los ingleses vieron que llegaban refuerzos, se replegaron. Algunos de los hombres de Clifford se dirigieron hacia el castillo de Stirling; otros, incluido el propio Clifford, se unieron al bloque principal del ejército inglés. La derrota de la caballería de Clifford dio fin a la contienda el 23 de Junio.

Batalla de Bannockburn 1314. Douglas y sus hombres acuden en ayuda del conde de Moray.

Era tarde y no volvieron a intentar abrirse paso hacia el castillo de Stirling. Este revés, que siguió a la derrota de los condes de Hereford y Gloucester, extendió el pesimismo y el desánimo entre las filas inglesas. Es muy probable que Edward había planeado acampar a la en el castillo de Stirling la noche del 23 al 24 de Junio; pero ahora sus planes se habían frustrado.

Dos de sus formaciones de caballería habían sido vapuleadas y rechazadas, y el camino hacia Stirling estaba bloqueado. El ejército inglés necesitaba un lugar para pasar la noche, sus hombres estaban hambrientos y exhaustos por la larga marcha, y los caballos necesitaban agua. Decidieron llevar a toda la caballería y parte de la infantería al otro lado del arroyo de Bannock, donde los caballos tendrían agua de sobra, y los hombres podrían descansar por la noche, pero la tierra estaba húmeda y embarrada, surcada por numerosas venas de agua, y reinaba una gran confusión.

Mientras los ingleses se hallaban en tal estado, los planes de Bruce seguían intactos, pero su arraigada cautela le llevó a retirarse a las colinas, donde la campiña se tornaba demasiado salvaje para que los ingleses los pudieran seguir. La dura experiencia le había enseñado a Bruce a evitar las batallas campales y le había llevado a optar por una política menos caballerosa, aunque más efectiva del combate irregular.

Aquella noche, un caballero escocés al servicio inglés, sir Alexander Seton, se dirigió al cuartel general de Bruce. Senton contó a Bruce el estado de desorganización de los ingleses, y juró por su vida que si Bruce atacaba por la mañana obtendría la victoria. El rey reunió a sus oficiales en consejo de guerra, y en una muestra de valentía votaron al unísono para atacar.

 

Segundo día, 25 de junio

El rey Roberto preparó ataque al amanecer, y los piqueros se agruparon bajo los estandartes de sus líderes. La división de Eduardo Bruce tuvo el honor de dirigir el ataque. A su derecha y ligeramente por detrás, se sitúo la división del rey. La división del conde Moray constituyó el ala izquierda.

Batalla de Bannockburn 1314. Roberto Bruceformando a sus tropas el segundo día de la batalla 25 de junio.

Batalla de Bannockburn 1314. Roberto Bruceformando a sus tropas el segundo día de la batalla 25 de junio.

Cuando el rey Eduardo vio a la infantería escocesa surgir del bosque, y dijo con sorna:   ”¿Qué, estos escoceses, van a pelear?”

Pronto descubriría que esa era su intención. Antes, Gloucester y sus más experimentados comandantes le habían aconsejado retrasar la confrontación para permitir que el ejército inglés se recuperara de la larga marcha. Pero los caballeros más jóvenes habían tachado de cobardía este sabio consejo, y Eduardo desairó al conde, acusándolo de traición.

atalla de Bannockburn 1314 despliegue segundo día 25 de junio.

atalla de Bannockburn 1314. Despliegue de fuerzas el segundo día 25 de junio.

Mientras la infantería escocesa avanzaba sobre el aún desorganizado ejército inglés, Gloucester formó apresuradamente a la caballería de la vanguardia, se puso al frente y cargó contra el schildron de Eduardo Bruce. El impetuoso conde se adelantó a su grupo y se precipitó contra las picas de los escoceses, que derribaron el caballo y mataron al jinete. La carga de Gloucester supuso un fracaso desastroso, y la vanguardia inglesa se vio impotente ante el muro impenetrable de picas. También cayeron los caballeros Edmundo de Mauley, Juan Comyn, Pain de Tiptoft, y Roberto de Clifford  entre otros.

Batalla de Bannockburn 1314 segundo día el conde de Glaucester cargando contra el schildron de Eduardo Bruce. Autor Mark Churms,

Batalla de Bannockburn 1314 segundo día el conde de Glaucester cargando contra el schildron de Eduardo Bruce. Autor Mark Churms,

Entretanto, un peligroso número de arqueros ingleses había logrado situarse en el flanco de la pelea y comenzaron a mortificar al enemigo con sus disparos. Roberto Bruce sabía el peligro que representaban estos arqueros y ordenó a su mariscal, sir Roberto Keith, que se mantenía en la reserva con sus jinetes, que atacara con la caballería ligera. Su carga fue tan efectiva que dispersaron a los arqueros y les hicieron ir directos hacia el grupo que avanzaba desde la retaguardia, lo que causó más confusión y alarma. Por un momento, el resultado de la batalla estuvo pendiente de un hilo: todo el ejército escocés estaba ahora empeñado, y al frente se libraba una feroz batalla.

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día, los escoceses atacan a los ingleses. Autor Andrew Hillhouse

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día, los escoceses atacan a los ingleses. Autor Andrew Hillhouse

Los shiltrons se echaron encima de la confundida y enmarañada masa de soldados a pie y a caballo que tenían ante sí. Los arqueros escoceses, crecidos ante la derrota de los arqueros ingleses, lanzaron una lluvia letal de flechas contra la fuerza enemiga. Los ingleses comenzaron a ceder terreno, gradualmente al principio, y después su resistencia se quebró y el goteo de hombres que se abrían paso hacia la retaguardia se convirtió en un torrente cuando rompieron filas y comenzaron a huir, y los schildrons siguieron avanzando en masa.

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día los piqueros escoceses cargando contra los ingleses. Autor Andrew Hillhouse

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día los piqueros escoceses cargando contra los ingleses. Autor Andrew Hillhouse

El golpe final fue la aparición del personal del campamento escocés o  Small Folk, gritando y agitando hojas. El ejército inglés comenzó a ser empujado contra el arroyo  Bannock,  muchos intentaron cruzarlo, pero las escarpadas y resbaladizas orillas les impidieron el paso,  ahogándose en la confusión. Otros escaparon a través de una zona de terreno conocida como Les Polles donde cayeron presa de agotamiento, de su equipo pesado o de los cuchillos de los Small Folk.

Batalla de Bannockburn 1314 , segundo día la gente del campamento o small folk se unen a la batalla. Autor Peter Jackson

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día, la gente del campamento o small folk se unen a la batalla. Autor Peter Jackson

A media mañana la batalla estaba perdida para los ingleses, y los derrotados solo pensaron en sobrevivir y escapar. Cuando los líderes ingleses vieron que todo estaba perdido, el conde de Pembroke y Sir Giles d’ Argentan, que estaban en el bando del rey Eduardo, se dieron cuenta de que su seguridad era vital y que el monarca no debía caer en manos escocesas, pues traería unas consecuencias impensables. En el último momento, sacaron al rey del campo de batalla y lo condujeron a salvo al castillo de Stirling. Ya fuera de combate, el rey se dirigió al castillo acompañado de Pembroke y un numeroso grupo de hombres a caballo. Tan pronto como vio que el rey estaba fuera de peligro, sir Giles d’ Argentan, temeroso por su honor y para quien la huida no era una opción, se dio media vuelta y se lanzó al galope al núcleo de la pelea, donde perdió la vida.

Batalla de Bannockburn 1314 segundo día la caballería escocesa persiguiendo a los ingleses

Batalla de Bannockburn 1314. Segundo día la caballería escocesa persiguiendo a los ingleses

La huida de Eduardo del campo de batalla supuso la desbandada total del ejército inglés. Algunos siguieron al rey hasta Stirling, otros huyeron hacia el río Forth, pero era difícil de cruzar y muchos murieron ahogados en el intento. Otros huyeron al sur e intentaron cruzar el arroyo de Bannock, aquí fue donde sufrieron sus mayores pérdidas, incluido el senescal del rey, sir Edmundo Mauley.

Cuando el rey Eduardo y sus caballeros llegaron ante el castillo de Stirling se encontraron con que el puente levadizo estaba alzado y las puertas bloqueadas. Si hubiera logrado entrar, casi de seguro que Eduardo hubiera caído en manos escocesas cuando tomaron el castillo, como ocurrió inevitablemente tras la batalla.

Los fugitivos se dirigieron al puerto de Dunbar, perseguidos por James Douglas y sus hombres. En Dunbar, el leal conde Patrick tenía un barco preparado que condujo al rey sano y salvo a Bammburgh, en Northumbria.

Secuelas

Los ingleses perdieron unos 9.000 hombres,  de los cuales 700 serían caballeros, mientras las bajas escocesas fueron muchas menos. Las formaciones de piqueros provocaron el principio del fin de la caballería pesada medieval.

Los escoceses habían tomado la iniciativa en las guerras contra Inglaterra, con profundas incursiones en el norte del país, llevadas a cabo en varias ocasiones y con relativa facilidad. El rey Inglés, Eduardo II, parecía incapaz de tratar con efectividad el problema, distraído además en una lucha política contra sus propios barones.

Puntúa este post
Dinos que te ha parecido la entrada
Guerras anglo-escocesas
Batalla de Bannockburn 1.314
[Reduce texto]
[Aumenta texto]
[Ir arriba]