Edad Moderna Primera Guerra Civil Inglesa (1642-46) Operaciones en Inglaterra 1645

Cargando anuncio...

Batalla de Naseby (14 de junio de 1.645)

Campaña Naseby

En la primavera de 1.645, el comité para los Dos Reinos ordenó a Thomas Fairfax, general en jefe del recientemente formado Ejercito Nuevo Modelo, marchar para aliviar el asedio de Taunton. Fairfax marchó de Windsor el 30 de abril de 1645 para reunirse en Newbury con el teniente general Cromwell, que estaba activo en una brigada de caballería en Oxford, allanó guarniciones realistas y acorralaba a todos los animales de tiro que podía encontrar para inmovilizar el tren de artillería del rey. Desde Newbury, Fairfax avanzó hacia Blandford, adonde llegó el 7 de mayo, mientras que Cromwell permaneció en las cercanías de Oxford.

El día que Fairfax llegó a Blandford, el ejército del Rey marchó de Oxford para reunirse con el príncipe Ruperto y lord Goring en Stow-on-the-Wold, donde se celebró un consejo de guerra el 8 de mayo. El alto mando realista estaba dividido en cuanto a estrategia. El rey Carlos quería marchar con el ejército realista principal a Escocia para unir fuerzas con el marqués de Montrose; el príncipe Ruperto y Marmaduke Langdale estaban ansiosos por aliviar el asedio de Chester y atacar a los covenanters de lord Leven con la esperanza de recuperar Yorkshire y el norte de Inglaterra; lord Goring y lord Digby querían concentrar las fuerzas realistas en el oeste para desafiar a Fairfax y al Ejercito Nuevo Modelo antes de que tuviera tiempo de asentarse. El rey Carlos finalmente decidió un compromiso que dividió sus fuerzas. Lord Goring cabalgaría con 3.000 jinetes hacia el oeste, mientras que el rey y el príncipe Ruperto marcharía hacia el norte con el cuerpo principal del ejército realista.

Primera Guerra Civil Inglesa. Situación finales de 1.644 y operaciones en 1.645

Incluso sin la amenaza adicional de la caballería de Goring, las condiciones de la guarnición del coronel Robert Blake en Taunton era desesperada. El 9 de mayo, los realistas asediaron la ciudad y obligaron a la guarnición a retirarse al castillo. Sin embargo, el comité de Ambos Reinos ordenó abruptamente a Fairfax que abandonara la marcha hacia el oeste. Un destacamento debía ser enviado a Taunton, mientras que el cuerpo principal del Ejercito Nuevo Modelo recibió la orden de girar hacia el norte y atacar a la capital realista, Oxford. Fairfax continuó su marcha hasta Dorchester antes de enviar al coronel Ralph Welden con cuatro regimientos de infantería y uno de caballerría a Taunton. Convencido por la finta de Fairfax de que todo el Ejercito Nuevo Modelo estaba en camino, Richard Grenville ordenó a los realistas retirarse el 11 de mayo y el destacamento de Welden ocupó la ciudad. A pesar del refuerzo de la guarnición, sin embargo, el regreso de lord Goring a la región significó que Taunton permanecía bajo amenaza.

Mientras tanto, el ejército del rey continuaba marchando hacia el norte, a la sombra de la brigada de caballería de Cromwell y un poco de infantería de Abingdon bajo el mando del mayor general Richard Browne. Amenazado por el avance del Rey, William Brereton abandonó el asedio de Chester el 18 de mayo. Dos días después, lord Byron se encontró con el Rey en Market Drayton en Shropshire con noticias del abandono del asedio. El ejército realista giró hacia el este hacia Newark, con la probable intención de marchar desde allí a Yorkshire. En Londres, este movimiento fue interpretado como un avance hacia los condados de la Asociación del Este y Cromwell recibió órdenes de ir a Anglia del Este para organizar sus defensas contra una posible invasión realista.

Más al sur, Fairfax y el cuerpo principal del Ejercito Nuevo Modelo llegaron antes de Oxford el 22 de mayo. Con la capital realista sitiada, la marcha del Rey hacia el norte fue abandonada. Lord Goring recibió la orden de llevar refuerzos al ejército realista principal, mientras que el comité de los Dos Reinos ordenó al coronel Massie en Gloucester mantener ocupado a Goring en el oeste. Massie irrumpió y capturó Evesham el 26 de mayo para interrumpir las líneas de suministro y las comunicaciones entre Oxford y Worcester; Goring aparentemente no hizo ningún intento por reunirse con el ejército del Rey. Ansioso de que Oxford no cayera, el Rey y el príncipe Ruperto decidieron atacar el bastión parlamentario de Leicester, con la esperanza de atraer al Ejército Nuevo Modelo lejos de Oxford.

 

 

Ataque a Leicester (31 de mayo de 1.645)

Leicester había sido la sede de lord Gray de Groby desde el comienzo de la guerra. Sin embargo, Gray abandonó la región a fines de 1.644 después de una disputa con Arthur Hesilrige. No hubo respuesta cuando el comité del pueblo solicitó al Parlamento que Gray regresara como gobernador, pero Robert Pye llegó con la caballería para reforzar la guarnición de Leicester inmediatamente antes del ataque de los realistas.

La caballería del norte de Marmaduke Langdale rodeó a Leicester el 29 de mayo, cortando todos los accesos a la ciudad. Una batería realista fue instalada en Raw Dykes, en las orillas abandonadas de un acueducto romano al sur. El principe Ruperto ofreció la rendición el mediodía del 30 de mayo. Unas tres horas más tarde, un mensajero fue enviado desde la ciudad para solicitar un retraso de un día antes de responder a la oferta. Los defensores esperaban ganar tiempo para completar la construcción de movimientos de tierra para fortalecer las murallas romanas y medievales de Leicester, pero la solicitud incumplía los términos de la oferta, lo que llevó a Ruperto a ordenar que el bombardeo comenzara de inmediato.

La artillería realista se concentró en Newark (“nueva arca”), una sección de la muralla junto al castillo de Leicester. A las 18,00 horas, se había abierto una brecha. Esa noche, Ruperto lanzó un asalto desde tres direcciones a la vez. George Lisle lideró la fuerza principal, que asaltó la brecha en el lado sur; Henry Bard y Bernard Astley encabezaron dos grupos de asalto más pequeños con escalas contra las puertas norte y este. Los tres asaltos en Newark fueron rechazados con grandes pérdidas, pero la resistencia se tambaleó cuando Bard y Astley entraron forzadamente en la ciudad.

Las puertas se abrieron y la caballería realista cargó hacia adentro. Los defensores continuaron resistiendo, luchando calle por calle y haciendo una última ristencia en la plaza del mercado antes de finalmente arrojar sus armas. Exasperados por la resistencia de la ciudad, incluso después de penetrar en las murallas, Ruperto y sus oficiales no intentaron impedir que las tropas realistas saquearan Leicester. El saqueo fue comparado en Londres con el terrible saqueo de Magdeburgo durante la Guerra de los Treinta Años, totalmente exagerando ya que unos 300 defensores fueron muertos en el asalto y otros 400 durante el saqueo, mientras que en Magdeburgo murieron 25.000.

Después de la captura de Leicester, el ejército realista marchó hacia el sur hacia Oxford. Los veteranos regimientos del caballería del norte amenazaron con amotinarse al saber que habían sido ordenados dirigirse al sur mientras covenantes permanecían activos en Yorkshire. Varios de ellos se marcharon a Newark, pero la mayoría fueron persuadidos de quedarse con el ejército principal. Los realistas avanzaron a Market Harborough y comenzaron a saquear granjas y aldeas en Northamptonshire con el fin de reunir suministros para un convoy de socorro a Oxford. Alrededor del 7 de junio, los realistas tomaron una posición fuerte en Borough Hill, un fuerte de la Edad de Hierro cerca de Daventry, mientras el convoy se reunía y se enviaba.

 

Movimientos previos

La caída de Leicester impulsó al comité para Ambos Reinos, aún temiendo que los realistas intentaran invadir Anglia del Este, a ordenar al general Fairfax que abandonara el asedio de Oxford y marchara al Ejército Nuevo Modelo hacia las Midlands para enfrentarse al ejército del Rey. Bajo la presión de los independientes en el Parlamento, el Comité autorizó a Fairfax a actuar por su propia iniciativa en lugar de tener que esperar nuevas órdenes de Westminster. A petición de Fairfax y sus oficiales, Oliver Cromwell fue nombrado oficialmente teniente general de caballería, a pesar de que ese nombramiento contravenía la ordenanza. El Ejército Nuevo Modelo avanzó rápidamente hacia el norte. El 11 de junio, Fairfax había llegado a Newport Pagnell en Buckinghamshire, a 30 kilómetros al sudeste de la posición realista en Daventry, donde reunió a todas las fuerzas parlamentarias disponibles.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Movimientos previos.  Fuente  www.bcw-project.org

El 13 de junio, los realistas se dieron cuenta de que el Ejército Nuevo Modelo había avanzado hasta Kislingbury, cerca de Northampton, a solo 8 kms del campamento de Borough Hill. Habiendo escuchado de lord Goring que todavía estaba involucrado con Taunton y que no podía venir a reforzar al principal ejército realista, el Rey y sus consejeros decidieron recurrir a Newark (Nottinghamshire) para recibir refuerzos. Cuando el ejército realista se retiró de Daventry para Market Harborough, Fairfax avanzó, decidido a luchar.

Los parlamentarios se sintieron muy alentados por la llegada oportuna desde Anglia del Este del general Cromwell con 600 jinetes y dragones durante la noche del 13 de junio. Más tarde esa misma noche, el coronel Ireton llevó a cabo una incursión audaz en los barrios de la Guardia del Rey en la aldea de Naseby a unos 10 kms, sorprendiéndolos mientras cenaban y tomando varios prisioneros. El Rey ahora tenía que aceptar la batalla o retirarse con Fairfax en estrecha persecución, el Rey celebró un consejo de guerra en el que se decidió girar y luchar.

 

Despliegue Inicial

La mañana del 14 de junio fue neblinosa, impidiendo que los ejércitos enemigos se vieran al principio. El ejército realista ocupó una posición fuerte en una cresta entre las aldeas de Little Oxendon y el Este de Farndon a unos 3.2 kms al sur de Market Harborough. El jefe de exploradores realistas, Francis Ruce, fue enviado a buscar el ejército parlamentario y cabalgó hacia el sur unos 5 kms pero no vio señales del enemigo, tal vez por negligencia. El propio Ruperto avanzó y vio a algunos miembros de la caballería parlamentaria, aparentemente retirándose. Estaba decidido a asegurar el dominio de la cresta Naseby y ordenó al ejército realista avanzar.

Fairfax inicialmente consideró ocupar las alturas al norte de Naseby. Cromwell creía que esa posición era demasiado fuerte y que los realistas rechazarían la batalla en lugar de atacarla. Se dice que envió un mensaje a Fairfax, diciendo: “Te ruego que te retires a esa colina, lo que puede provocar que el enemigo nos ataque“. Fairfax estuvo de acuerdo, y desplazó un poco su ejército.

Los realistas no vieron la posición de Fairfax hasta que llegaron a la aldea de Clipston, a poco más de 1,5 kms al norte de las alturas de Naseby. Era claramente imposible para los realistas retirarse a su posición original sin ser atacados por la caballería parlamentaria mientras estaban en la línea de marcha y, por lo tanto, en desventaja. Ruperto desplegó el ejército a su derecha, donde el terreno parecía ser más favorable para su propia caballería y se preparó para la batalla.

Ambos ejércitos desplegaron en elevaciones opuestas separadas por la depresión de Broad Moor, ocupando un frente de unos 3 kms . Los realistas ocuparon Dust Hill al norte de los parlamentarios que desplegaron en Mill Hill.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Los realistas antes de la batalla dirigiéndose a ocupar las posiciones. Autor Ernest Crofts

 

Despliegue realista

El ejército realista (estaba bajo el mando nominal del rey Carlos, que estaba presente en la batalla, con el príncipe Ruperto como general en jefe. La infantería realista estaba bajo el mando del sargento mayor general lord Jacob Astley. Los realistas usaron la influencia holandesa, desplegaron en el centro la infantería en 2 líneas, detrás una reserva estaba compuesta de infantería y caballería alternadas, también situó unidades de caballería detrás de la primera y la segunda línea, en las alas situó caballería en dos líneas con apoyo de mosqueteros.

  • Ala derecha mandada por el príncipe Ruperto con unos 1.700 jinetes y 200 mosqueteros: En primera línea los regimientos de caballería del príncipe Ruperto, del príncipe Mauricio, de la Reina, guardias del príncipe Ruperto, guardias del príncipe Mauricio. En segunda línea los regimientos del conde de Northampton y de William Vaughan.
  • Centro mando por el sargento mayor general lord Astley, disponía de unos 4.500 hombres y 880 jinetes, desplegó en dos líneas: en primera línea 3 tertias (Bernard Astley, Henry Bard, George Lislie) con los regimientos de caballería (Bagot y Levenson). En segunda línea 3 regimientos de infantería (Richard Page, Radcliffe Gerard, y Shrewsbury) con el regimiento de caballería de Thomas Howard.
  • Ala izquierda mandada por Marmaduke Langdale con unos 1.700 jinetes y 200 mosqueteros, desplegó en 2 lineas. En primera línea la caballería del norte en tres divisiones, en segunda línea la división de William Blackiston y el regimiento de Horatio Carey.
  • Reserva: unos 1.300 jinetes y unos 1.000 infantes con los regimientos de caballería de Newark Horse, Guardias del Rey y Guardias de la Reina, y los regimientos de infantería de Guardias del Rey y del príncipe Ruperto (Bluecoats).

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Despliegue de fuerzas. Los realistas usaron la influencia holandesa, desplegaron la infantería en 2 líneas, y una reserva estaba compuesta de infantería y caballería alternadas, también situó unidades de caballería detrás de la primera y la segunda línea, en las alas situó caballería en dos líneas con apoyo de mosqueteros. Los parlamentarios de acuerdo con su nuevo ejército, desplegaron en dos líneas de infantería y un solo batallón de reserva, la caballería formó en las alas con dos líneas en el ala izquierda y tres líneas en el ala derecha. Autor Adam Hook

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Vista del campo de batalla

 

Depliegue parlamentario

Los parlamentarios estaban bajo el mando general del general Fairfax, con la infantería comandada por el sargento mayor general Philip Skippon y la caballería bajo el teniente general Oliver Cromwell. La infantería de Skippon se desplegó con cinco regimientos en la línea del frente y tres batallones en la segunda. La infantería se formó justo detrás de la cresta de la cresta, con la esperanza desesperada de que 300 mosqueteros se desplegaran delante del cuerpo principal. La caballería desplegó en las alas. En reserva mantuvo un batallón.

Las limitaciones del terreno obligaron a Skippon a juntar a sus hombres más estrechamente de lo que era habitual.

  •  Ala izquierda mandada por Henry Ireton. Desplegó en primera linea los regimientos de John Butler, de Bartholemew Vermuyden y de Henry Ireton. En segunda línea los regimientos de Nathaniel Rich, de Charles Fleetwood (Asociación del Este).
  • Centro al mando del sargento mayor general Philip Skippon. Desplegó en primera línea 5 regimientos de infantería (de Philip Skippon, de Hardress Waller, de John Pickering, de Edward Montagu, de Thomas Fairfax), y los mosqueteros de Forlorn Hope por delante. En segunda línea 3 regimientos de infantería (de Edward Harley, de Robert Hammond, y de Thomas Rainsborough).
  • Ala derecha mandada por Oliver Cromwell, estaba restringida por una madriguera de conejos y espesos arbustos, desplegó en 3 líneas. En primera línea 4 regimientos de caballería (de Edward Whalley, de Thomas Fairfax, de Robert Pye y de Edward Rossiter). En segunda línea 4 regimientos de caballería (de Thomas Sheffield, de Robert Pye, de John Fiennes, de East Anglia, y de Edward Rossiter). La tercera línea con 3 regimientos ( de la Asociación del Este, de la Asociación Midland, y de Edward Rossiter).
  • Reserva el regimiento de infantería Pride.
  • Flanco izquierdo dragones del coronel Okey.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Despliegue de fuerzas. Autor John Fawkes

 

La batalla

El borde occidental del campo de batalla estaba flanqueado por el seto límite de la parroquia de Sulby que discurría en ángulo recto desde la línea de Ireton hacia el frente realista. Desde su posición en el flanco opuesto, Cromwell vio una oportunidad para desorganizar a la derecha realista de la caballería y envió una fuerza de dragones mandada por el coronel Okey para tomar una posición de emboscada en los setos de Sulby, a las 09,30 horas los dragones (600) de Oky avanzaron para ocupar las posiciones en los setos, justo al flanco del ala derecha realista de Ruperto, que sobre las 10,00 horas mandó a los 200 mosqueteros de apoyo del ala izquierda. La superioridad numérica de Okey hizo que una parte fijara a los mosqueteros realistas, mientras otra parte disparaba contra la caballería del ala derecha realista, lo qu provocó que Ruperto a las 10,15 horas mandara un avance prematuro en Broad Moor. La caballería realista se detuvo al pie de la ladera para recuperar su formación y luego avanzó con firmeza por la ladera opuesta para cargar contra Henry Ireton en el ala izquierda parlamentaria. Ireton se adelantó para hacer frente a la carga, pero los realistas irrumpieron en el centro del ala parlamentaria, pusieron en fuga a dos regimientos e hicieron retroceder al resto (11,00), pero el flanco izquierdo de Ireton habían quedado unidades intactas. Tras romper, la caballería de Ruperto persiguió a la caballería parlamentaria hasta llegar al tren de bagajes parlamentario a las afueras de la aldea de Naseby, donde finalmente los mosqueteros que custodiaban el tren les obligaron a retroceder, algunos parlamentarios no se detuvieron hasta que llegaron a Northampton, a unos 24 kms de distancia.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Primera fase movimiento de los dragones de Okey y enfrentamiento entre el príncipe Ruperto y Ireton.

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Los dragones de Okey, ocuparon el seto de Sulby al flanco del príncipe Ruperto, 1 de cada 10 se encargaba de sujetar a los caballos mientras los demás atacan. Ruperto envió los mosqueteros para contenerlos. Autor Graham Turner

Simultáneamente con el ataque de Ruperto, a las 10,30 la infantería realista en el centro comenzó a avanzar. La tertia de Bernard Astley sobre la derecha realista se movió primero, luego la de Henry Bard en el centro, después la de George Lisle a la izquierda. El avance escalonado era necesario para llevar a las líneas de infantería opuestas a una formación paralela. Los realistas cruzaron Broad Moor y avanzaron cuesta arriba hacia el frente parlamentario, haciendo retroceder a los mosqueteros de Hope realizaban la cobertura. Una depresión superficial en la ladera de la colina tuvo el efecto de canalizar a la infantería realista hacia el centro para que se desarrollara una poderosa formación de cuña. Dos de los regimientos parlamentarios de primera línea se rompieron por el impacto inicial de la carga realista y Skippon fue herido debajo de las costillas por una bala de mosquete que astilló su armadura. Se negó a abandonar el campo, pero la infantería parlamentaria parecía a punto de colapsar. Cuando la primera línea cayó, Fairfax luchó al frente de la segunda línea para estabilizar la posición. Mientras tanto, en el ala izquierda parlamentaria, Ireton reunió las unidades de caballería que no habían sido rotas por la carga de Ruperto y dirigió un ataque contra la segunda línea de la infantería realista que avanzaba. Aunque fue herido y hecho prisionero, la intervención de Ireton detuvo el avance de los realistas y le dio tiempo al coronel Pride para que llegara la reserva de infantería parlamentaria. A medida que la superioridad de los números comenzó a notarse, el avance realista en el centro vaciló. Los dragones de Okey montaron sus caballos y desde los setos de Sulby se dirigieron contra el ala derecha de la infantería realista, como lo hicieron los restos de la caballería de Ireton que habían sido rechazados por la segunda línea..

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Segunda fase derrota de Ireton y el choque en el centro

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Cromwell es saludado por sus ironides antes de iniciar la carga. Autor William Barnes Wollen

En el ala derecha parlamentaria, donde las limitaciones del terreno permitían solo un frente angosto, los ironsides de Cromwell avanzaron para enfrentarse a la caballería del norte de Langdale, con los regimientos del coronel Whalley y Robert Pye soportando el peso de la lucha. En una lucha feroz, la caballería del norte fue constantemente retrocediendo por el peso de los números hacia Dust Hill, donde estaba estacionada la reserva realista. El regimiento de infantería del príncipe Ruperto, los bluecoats, avanzaron para cubrir a la caballería en retirada. Mientras sus regimientos de primera línea perseguían a los realistas en retirada, Cromwell aprovechó la oportunidad para ordenar a su segunda línea que girara a la izquierda y atacara el flanco expuesto de la infantería realista. Eso resultó ser el golpe decisivo de la batalla. Atacadas desde tres direcciones a la vez y sin apoyo de la caballería, las unidades de la infantería realista comenzaron a rendirse, mientras que el resto cayó de nuevo a Broad Moor hacia Dust Hill.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Tercera fase Cromwell derrota a Lnagdale y Skippon derrota a Astle, última resistencia de los bluecoats de Ruperto.

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Carga de los ironsides de Cromwell contra la infantería realista del centro. Autor Giuseppe Rava

Cuando la infantería realista se retiró, los bluecoats hicieron una ocupación de una posición en Long Hold Spinney a 1 km de su posición Dust Hill, para facilitar la retirada, rechazando dos ataques parlamentarios. El general Fairfax ordenó a su comandante de regimiento, el coronel D’Oyley, renovar el ataque en el frente de los bluecoats, mientras llevaba a su guardia para atacarlos por la retaguardia. Atacados por todos lados, los bluecoats finalmente se rompieron y se abrumaron. El alférez que llevaba la bandera (color) fue muerto por Fairfax en persona, tomando la bandera.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. La última resistencia de los casacas azules (bluecoats) del regimiento de infantería del príncipe Ruperto. Fuente Royal Stamps

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Última resistencia de los Cluecoats (casacas azules) del regimiento de infantería del príncipe Ruperto.

 

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Los bluecoats del príncipe Ruperto aguantando en su última posición. Autor Chris Collingwood

La derrota de los bluecoats decidió la batalla. Perseguidos por los parlamentarios, la infantería realista realizó una retirada de lucha hacia el norte, con grupos de mosqueteros que cubrían la retirada de sus camaradas antes de que retrocedieran bajo el fuego de cobertura. Aunque el príncipe Ruperto ya se había unido al Rey, la infantería realista no tenía apoyo de caballería. Se dice que el rey Carlos hizo un intento galante, pero inútil, de guiar a su guardia contra parlamentarios que avanzaban, pero el conde de Carnwath, que cabalgaba a su lado, agarró la brida del caballo real y se lo llevó bruscamente.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. El rey Carlos se mueve a una posición para realizar una carga, pero fue desistido por conde de Carnwath. Autor Richard Beavis

La infantería realista hizo una última desesperada resistencia en Wadborough Hill, 3 kms al norte del campo de batalla principal. A raíz de la batalla, los realistas que huían fueron perseguidos y muertos a lo largo del camino a Leicester. El tren de equipajes fue saqueado y varios campamentos femeninos asaltados. Las tropas del parlamento también mataron al menos a 100 mujeres probablemente prostitutas irlandesas que seguían el campamento, aunque algunas eran eran galesas, cuyo idioma se confundió con el irlandés, a las mujeres inglesas se les hizo cortes en la cara. Esta masacre no tenía precedente en una guerra donde las atrocidades contra civiles eran raras y desalentadas, y la razón de ello sigue siendo un misterio, probablemente los soldados estaban decididos a saquear en lugar de matar, pero se enfurecieron cuando las mujeres, posiblemente armadas con cuchillos de cocina, se resistieron.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1.645. Matanza de mujeres. Al menos a 100 mujeres probablemente prostitutas irlandesas fueron asesinadas, a las mujeres inglesas se las cortó la cara para desfigurarlas. Autor Graham Turner

 

Secuelas

Los realistas perdieron en esta batalla unos 1.500 hombres entre muertos y heridos, pero lo más grave fueron los 4.500 prisioneros y la pérdida de 12 cañones, junto al tren de bagajes en el que se encontraba la correspondencia del rey que demostraba que había estado buscando apoyo de los irlandeses y tropas extranjeras. Los parlamentarios perdieron 400 hombres entre prisioneros y heridos. Entre los muertos en el bando de los realistas se encontraba la mayor parte de la infantería de Carlos, incluidos 500 oficiales. El Rey también perdió toda su artillería, muchas de sus armas y su equipaje personal.

Batalla de Naseby 14 de junio de 1645. Secuelas de la batalla. Cromwell visitando los campamentos saqueados. Autor Charles Landseer

Tras la desastrosa derrota de los realistas en la batalla de Naseby, el rey Carlos y el príncipe Ruperto reunieron a los fugitivos de la batalla y se retiraron a la frontera con Gales. La única fuerza realista que aún era capaz de desafiar al Ejército Nuevo Modelo era el ejército occidental bajo lord Goring, que había ignorado las órdenes de reunirse con el Rey antes de Naseby. Las fuerzas de Goring estaban activas en los alrededores de Taunton; y seguía siendo reacio a cooperar con príncipe Ruperto.

En lugar de marchar en pos del Rey después de Naseby, Thomas Fairfax bloqueó a Leicester, que se rindió el 18 de junio. Hubo un clamor popular en Londres por el alivio de Taunton, resueltamente defendido por el coronel Blake, así que después de la rendición de Leicester, Fairfax marchó rápidamente hacia el sudoeste, tomando una ruta hacia el sur para evitar las guarniciones realistas en Bristol, Bath, Devizes y Bridgwater. Fairfax fue reforzado en el camino por el general Massie con elementos del ejército de la Asociación Occidental del Parlamento. A principios de julio de 1.645, Fairfax llegó a Blandford en Dorset. Avanzando rápidamente a Beaminster el 4 de julio, recibió la inesperada noticia de que Goring había abandonado el asedio de Taunton y que marchaba hacia Yeovil.

 

 

Batalla de Langport (10 de julio de 1.645)

Para evitar cortarse de los reductos realistas de Bristol y Bridgwater, lord Goring marchó con sus fuerzas delante del frente del Ejército Nuevo Modelo y las desplegó para ocupar la línea del río Yeo a lo largo de un frente de unos 20 kms desde Yeovil a Langport. El 5 de julio de 1.645, el general Fairfax concentró su infantería en Crewkerne y se adelantó con su caballería para reconocer la posición realista. Después de descansar para observar el sábado, Fairfax ordenó un avance en Yeovil el 7 de julio. El destacamento realista que custodiaba la ciudad se retiró sin realizar un disparo, posiblemente porque Goring ya había decidido concentrar sus fuerzas en Langport en preparación para su retirada a Bridgwater.

Como un movimiento de distracción, Goring envió al general George Porter hacia Taunton con tres brigadas de caballería. Fairfax separó a 4.000 soldados, incluida la caballería de Massie, para cubrir a los realistas y defender a Taunton de un posible ataque. La fuerza de Fairfax se debilitó, como pretendía Goring, pero el plan fracasó porque Porter no dejó puestos de observación; el 8 de julio, el general Massie tomó por sorpresa al destacamento realista mientras se relajaban en la isla de Moor, a pocos kilómetros al oeste de Langport. Los realistas fueron derrotados rápidamente y 500 fueron tomados prisioneros.

Batalla de Langport 10 de julio de 1.645. Movimiento de fuerzas.  Fuente  www.bcw-project.org

El 10 de julio, Goring había ocupado una posición fuerte con su fuerza principal al noreste de Langport para cubrir la retirada de su artillería y su tren de bagajes a Bridgwater. Los realistas ocuparon la abrupta orilla occidental con vistas a un vado a través de Wagg Rhyne, un arroyo que corre hacia el sur a través de su propio valle hacia el Yeo. Fairfax se acercó desde el este y se detuvo en la orilla opuesta del Wagg. Un camino bordeado de setos corría desde la posición de Goring hasta el vado y volvía a la posición de Fairfax. Goring estacionó su caballería y colocó sus dos cañones restantes en la parte superior del camino. Con los mosqueteros alineados en los setos, Goring pensó que su posición era inexpugnable. Al darse cuenta de que un intento de flanquear Goring daría tiempo a los realistas para escapar a Bridgwater, Fairfax decidió un ataque frontal directo.

La artillería parlamentaria se desplegó para lanzar un bombardeo abrumador que silenció rápidamente los cañones realistas que cubrían el vado. Bandas escogidas de mosqueteros dirigidos por el coronel Rainsborough se abrieron paso a lo largo de los setos para desalojar a los realistas. El comandante Bethel condujo una carga valiente a través del vado y la cuesta opuesta para golpear profundamente en el corazón de la posición realista, resistiendo una contracarga de los jinetes de Goring.

Batalla de Langport 10 de julio de 1.645. Caballería parlamentaria. Fuente Royal Stamps

 

Batalla de Langport 10 de julio de 1.645. Las caballería parlamentaria cruzando el río.

El mayor Disbrowe apoyó a Bethel con la reserva de caballería y la infantería se unió a ellos. El comandante Harrison rompió en un entusiasta salmo de alabanza mientras la posición realista se derrumbaba. En un último intento desesperado por frenar el avance de Fairfax, Goring prendió fuego a Langport. Cromwell condujo sus ironsides a través del pueblo en llamas para derrotar a los realistas que huían. Lord Goring con su ejército destrozado, huyó hacia el oeste en Devon. Muchos fugitivos de la batalla fueron perseguidos y muertos por los milicianos (clubmen) de Somerset en venganza por las depredaciones infligidas durante la ocupación realista.

 

 

Asedios de Bridgwater y Sherborne (julio-agosto de 1.645)

Después de la derrota de Goring en Langport, el siguiente objetivo principal para el Ejército Nuevo Modelo era recapturar el puerto de Bristol, mantenido por los realistas desde julio de 1.643. Antes de avanzar sobre Bristol, el general Fairfax se dispuso a reducir las fortalezas realistas en Somerset y Dorset. También se vio obligado a tratar con las milicias (clubmen) locales, que se estaban volviendo cada vez más militantes en sus protestas contra la guerra. En una reunión con los líderes milicianos de Somerset en Middlezoy el 11 de julio de 1.645, Fairfax se comprometió a que el Ejército Nuevo Modelo pagaría todos los suministros y no acosaría a la población local, con la condición de que no ayudaran a los realistas.

El 13 de julio de 1645, el Ejército Nuevo Modelo sitió Bridgwater, que fue defendido por Hugh Wyndham. La parte oriental de la ciudad fue asaltada el 20 de julio; Wyndham se retiró a través del río Parrett y se mantuvo durante otros tres días en la orilla occidental, finalmente se rindió el 23 de julio después de soportar un fuerte bombardeo. La captura de Bridgwater cortó efectivamente la comunicación entre Bristol y los realistas occidentales. Un destacamento liderado por el coronel Okey capturó a Bath en un ataque sorpresa el 31 de julio.

Fairfax consolidó su control de la región al marchar próximos al castillo de Sherborne, donde había una gran guarnición realista mandada por Lewis Dyve. El asedio de Sherborne comenzó a principios de agosto de 1.645. Dyve se rindió el 17 de agosto después de que los muros del castillo se rompieran por fuertes bombardeos y minas.

Los milicianos (clubmen) de Dorset demostraron ser menos conciliadores que sus contrapartes en Somerset. Durante el asedio de Sherborne, Fairfax ordenó el arresto de los líderes milicianos reunidos en Shaftesbury. El 4 de agosto, Cromwell dirigió un destacamento de caballería hacia Hambledon Hill, donde se habían congregado varios miles de milicianos (clubmen). Los soldados mataron a unos pocos y dispersaron el resto; 500 fueron detenidos y retenidos durante la noche en una iglesia local antes de ser sermoneados por Cromwell y enviados a sus granjas y aldeas.

 

 

Asedio de de Bristol (21 de agosto al 11 de septiembre de 1.645)

El 18 de agosto de 1.645, el día después de la rendición del castillo de Sherborne, Thomas Fairfax marchó hacia Bristol, llegando tres días después a la ciudad.

El príncipe Ruperto, que había llevado a cabo el primer asedio y capturado la ciudad en julio de 1.643, entonces regresaba para defenderlo.

Ruperto se enfrentaba a las mismas dificultades a las encontradas por el coronel Fiennes en 1.643, ya que no contaba con suficientes tropas para defender los 8 kms de murallas y fortificaciones de Bristol. La guarnición realista era fuerte en caballería y artillería, pero los soldados de infantería eran en su mayoría reclutas galeses recién reclutados. La peste había estallado en la ciudad y la mayoría de los principales ciudadanos habían huido. Había poco entusiasmo en un asedio entre los civiles que permanecieron; se descubrió una trama para entregar la ciudad por traición. Sin embargo, Ruperto creía que tenía suficientes almacenes, cañones y municiones para resistir un largo asedio y escribió al Rey asegurándole que podía retener Bristol durante varios meses.

Con la artillería cuidadosamente colocada para defender las murallas, la caballería de Ruperto asoló y hostigó a los parlamentarios mientras preparaban el asedio. El coronel Okey fue hecho prisionero durante una incursión; Richard Crane, el veterano comandante de la Guardia de Ruperto, murió en otro. Los parlamentarios procedieron a rodear la ciudad mientras una escuadra naval en el canal de Bristol bloqueaba a los realistas por mar. Sin embargo, Fairfax no confiaba en que su ejército fuera lo suficientemente fuerte como para llevar a cabo un asedio total de una gran fortaleza; también le preocupaba que lord Goering o el Rey pudieran enviar una fuerza de socorro.

El 4 de septiembre, Fairfax ofreció al príncipe Ruperto entregar la ciudad por el bien de todo el reino. Ruperto entabló largas negociaciones, jugando por el tiempo y esperando recibir noticias del Rey. El 9 de septiembre, Fairfax interrumpió las negociaciones y preparó un asalto general. En las primeras horas del 10 de septiembre, los cañones de asedio parlamentarios abrieron fuego contra las defensas en cinco puntos diferentes, mientras la infantería se preparaba para asaltar las brechas. Los cañones realistas bien posicionados hicieron que el asalto fuera peligroso y sangriento, pero el Ejército Nuevo Modelo se inspiró con el mismo celo y resolución que había llevado a cabo en Langport. En una hora, las murallas exteriores se rompieron y la infantería atacó, rompiendo las defensas en varios puntos. Después de otras dos horas de combates feroces, el fuerte de Prior Hill fue tomado por el coronel Rainsborough y sus defensores masacrados. Ruperto abandonó las murallas exteriores y retrocedió hacia el punto más fuerte del castillo de Bristol, pero cuando los realistas se retiraron, la caballería de Cromwell atacó. Ruperto se dio cuenta de que su posición era inútil. Sus fuerzas estaban divididas, con algunas de sus mejores tropas aisladas en varios puntos a lo largo de las murallas. El pozo en el castillo había sido dañado por lo que no tenía suministro de agua. Esperando salvar al menos una parte de su ejército, Ruperto pidió un tratado.

Fairfax otorgó términos honorables. Todas las tropas realistas pudieron salir de Bristol con las banderas (colores) ondeando. Su artillería, almacenes y municiones se quedaron atrás. La rendición de Bristol enfureció al rey Carlos. Animado por lord Digby a creer que Ruperto lo había traicionado, Carlos abruptamente dimitió a Ruperto y a sus oficiales de su servicio.

 

 

Conquista de Berkeley, Devizes y Winchester (septiembre -octubre de 1.645)

Con el fin de asegurar su posición antes de avanzar para completar la conquista del oeste, el general Fairfax envió al coronel Rainsborough a sitiar el castillo de Berkeley, el único bastión realista entre Bristol y Gloucester. Rainsborough asaltó y conquistó Berkeley después de un bombardeo de tres días el 25 de septiembre de 1.645. Mientras tanto, el teniente general Cromwell marchó con tres regimientos de caballos (el suyo, el de Fleetwood y el de Sheffield), cuatro regimientos de pie (Pickering, Montagu, Waller y Hammond) y un formidable tren de artillería para limpiar las fortalezas realistas que amenazan la carretera entre Bristol y Londres.

Devizes en Wiltshire había sido una fortaleza segura de los realistas desde la derrota decisiva del ejército de William Waller en la batalla de Roundway Down en julio de 1.643. Cuando Cromwell llegó ante la ciudad en septiembre de 1.645, la guarnición, mandada por Charles Lloyd, se refugió en el castillo de Devizes y los parlamentarios rápidamente invadieron la ciudad. El 21 de septiembre, se instaló una batería en el mercado apuntando al castillo. Cromwell emitió un llamamiento para rendirse. Lloyd declaró su intención de mantener el castillo hasta la muerte del último hombre. Cromwell ordenó que el bombardeo comenzara al día siguiente y continuó en la noche. Lloyd fue persuadido a rendirse después de que un proyectil de mortero cayó en el depósito de pólvora, matando a varios hombres.

Asedio de Basing House 1.645. Movimiento de fuerzas.  Fuente  www.bcw-project.org

Después de la rendición de Devizes, el regimiento del coronel Pickering marchó para unirse a las fuerzas locales en el asedio de Lacock House, cerca de Chippenham, que se rindió el 24 de septiembre. Otro destacamento del comandante Harrison fue para reforzar al coronel Norton, que estaba tratando de reprimir un levantamiento de milicianos en Hampshire. Mientras tanto, Cromwell avanzó con su fuerza principal a Winchester, que fue defendida por una guarnición de 700 hombres bajo el mando de Lord Ogle. Cuando Cromwell convocó la ciudad el 28 de septiembre, William Longland, el alcalde de Winchester, pidió tiempo para persuadir a lord Ogle para que se rindiera. Al día siguiente, las fuerzas de Cromwell ocuparon la ciudad y la guarnición realista se retiró al castillo de Winchester. Cromwell ofreció un paso seguro al obispo de Winchester, que estaba presente en la ciudad, pero el obispo sospechaba de Cromwell y también se refugió en el castillo.

Lord Ogle se negó a rendir el castillo de Winchester incluso después de que Cromwell hubiera preparado sus baterías y disparado una salva de advertencia. El bombardeo comenzó en serio el 4 de octubre de 1.645. Continuó implacablemente durante todo el día siguiente. Cuando se abrió una brecha en las defensas del castillo, Ogle perdió el valos y solicitó un tratado. El coronel Hammond y el comandante Harrison acordaron los artículos de rendición con él el 5 de octubre. Se encontró que el castillo estaba bien provisto de provisiones. Los parlamentarios también capturaron una gran cantidad de armas y municiones.

Con el fin de alentar el apoyo para el ejército parlamentario entre la población local, y prevenir cualquier otro problema con los locales, Cromwell mantuvo una estricta disciplina entre sus tropas; cualquier soldado atrapado saqueando o acosando a civiles sería ahorcado sumariamente.

 

 

Asedio de Basing House (octubre de 1.645)

La fortaleza de Basing House, sede del marqués de Winchester, tras el segundo asedio de junio a octubre de 1.644. El marqués declaró que mantendría a Basing en el nombre del Rey para siempre, de acuerdo con el lema de su familia, Aymez Loyaulté, que se dice que grabó con un diamante en cada ventana de la casa.

Basing albergaba a muchos fugitivos y refugiados monárquicos y era notorio entre los puritanos como un refugio para los católicos romanos, entre los que había varios sacerdotes y jesuitas. El antagonismo religioso se había desarrollado entre anglicanos y católicos en la propia guarnición. En mayo de 1.645, el Marqués solicitó al rey Carlos la eliminación de todos los protestantes de Basing, incluido el gobernador militar Marmaduke Rawdon, que había dirigido la defensa de los dos primeros asedios. El Rey aceptó la petición del Marqués y Rawdon marchó con su regimiento el 1 de mayo de 1.645, dejando a Robert Peake al mando del propio regimiento del Marqués y de una serie de católicos reformados.

La etapa final del asedio comenzó con la llegada del destacamento del general Cromwell el 8 de octubre. El tren de artillería de Cromwell contenía algunas de las armas de asedio más poderosas que se conocían, incluyendo un cañón real de 60 libras, dos semi-cañones de 30 libras y al menos un mortero. Richard Deane, el jefe de la artillería del Ejército Nuevo Modelo, dirigió el emplazamiento de la batería en el lado sudeste de la casa. Con la llegada de Cromwell, la fuerza total de la fuerza parlamentaria en Basing era probablemente de alrededor de 7.000 hombres; se enfrentaron a una guarnición de 300 defensores realistas. El 11 de octubre, la artillería de Deane estaba en posición y Basing estaba completamente cercado por las obras de asedio parlamentarias. Impaciente por concluir el asedio, Cromwell hizo un llamamiento para rendirse con una advertencia de que no mostraría piedad si sus demandas fueran rechazadas. Animado por los sacerdotes católicos en la guarnición, el marqués de Winchester se mantuvo firme.

Asedio de Basing House 1.645. Asalto final el 14 de octubre. Autor John Fawkes.

La artillería parlamentaria abrió fuego el 12 de octubre. Después de dos días de bombardeo, los cañones pesadas habían roto las murallas en al menos dos lugares y Cromwell ordenó un asalto general para el amanecer del 14 de octubre.

El asalto fue breve y sangriento, y duró menos de dos horas. El asalto fue liderado por los regimientos de Pickering, Dalbier, Montagu y Hardress Waller, atacando desde diferentes direcciones. Los defensores eran muy muy pocos para resistir el masivo ataque. Los realistas fueron rápidamente expulsados de las defensas exteriores para hacer una última resistencia en la entrada de la vieja casa. La guarnición luchó con mosquetes, picas cortas, espadas y granadas de mano arrojadas desde las ventanas. Los atacantes, una vez llegados a los edificios, entraron por las ventanas usando escalas para llegar a los pisos superiores.

Asalto a Basing House 14 de octubre de 1.645. Tras cavar trincheras alrededor de la fortaleza y de que los cañones abriesen brechas en las murallas, los asaltantes inician el asalto final Autores Donato Spedaliere y Sarah Sulemsohn Spedaliere.

Una de las partes entró por la poterna del sótano de la casa vieja. Otros tomaron por asalto la entrada principal de la casa vieja.Una vez dentro, la lucha se disolvió en luchas cuerpo a cuerpo por los pasillos y en las habitaciones.

Cuando la defensa se derrumbó, algunos miembros de la guarnición escaparon por encima del muro y huyeron. El comandante Cufaud fue uno de ellos, pero recibió un disparo desde las murallas. El comandante Robinson intentó rendirse al comandante Thomas Harrison, un puritano fanático que simplemente lo mató de un disparo.

A medida que los combates amainaban, los pocos prisioneros que sobrevivieron fueron encerrados en el sótano y las casas Vieja y Nueva que fueron saqueadas a fondo.


Asalto a Basing House 14 de octubre de 1.645. Tras dos años de infructuosos asedios por parte de los parlamentarios, el propio Cromwell llevó sus tropas hasta la fortificación junto con un tren de asedio, que no tardó en abrir brechas que no pudieron ser defendidas por los 300 hombres de la guarnición, muchos de los cuales resultaron muertos durante el ataque y los asesinatos posteriores. Autor Mike Codd.

Civiles y soldados fueron asesinados en el asalto, incluidos varios sacerdotes católicos. Entre 100 y 200 defensores fueron muertos, el resto tomado prisionero. Se dice que el marqués de Winchester fue capturado mientras se escondía en un horno de pan. El arquitecto Inigo Jones, que estaba entre los civiles en Basing, fue llevado desnudo envuelto en una manta.

Cromwell permitió a sus tropas saquear las increíbles riquezas de la mansión: placa, joyas, colgaduras y muebles por un valor de 200.000 libras. Una leyenda de un rico tesoro enterrado en los terrenos aún persiste. Los soldados se beneficiaron de una venta pública que duró varios días. Una carga de libros, fotos, rosarios y reliquias con fue enviada con carretas a Londres para una hoguera pública. Después de haber sido saqueado, la propia Basing House se incendió, posiblemente por accidente. Quemó durante 20 horas hasta que no quedó nada más que paredes desnudas y chimeneas. Incluso estas ruinas fueron demolidas por orden del Parlamento, las piedras y los ladrillos se llevaron para su uso en otros edificios de la localidad.

 

Campaña en Gales 1.645

 

Campaña en el sur de Gales

Cuando el Rey se retiró a Oxford en noviembre de 1.644, el ejército del general Gerard fue enviado a los cuarteles de invierno en Monmouth. En marzo de 1.645, Gerard recibió la orden de unir fuerzas con el príncipe Ruperto y el príncipe Mauricio para oponerse a nuevos avances parlamentarios en Cheshire y Shropshire. Los realistas relevaron con éxito Chester y el castillo Beeston, y destruyeron las guarniciones parlamentarias evacuadas en Cheshire, después de lo cual Ruperto y Mauricio marcharon para ocupar Herefordshire mientras Gerard llevó sus fuerzas a Montgomeryshire en centro de Gales.

Sin embargo, la llegada del ejército de Gerard alrededor de fines de marzo de 1.645 interrumpió los esfuerzos de Myddelton para asegurar su control sobre la región y cortó el contacto entre los parlamentarios en el centro y el sur de Gales. Gerard estableció su cuartel general en Newtown, en Montgomeryshire, donde descansó a su ejército e impuso una dura recaudación local para reclutas y suministros.

A mediados de abril, Gerard estaba listo para atacar hacia Pembrokeshire. Avanzando rápidamente a través de las montañas del Cámbrico, cayó sobre los parlamentarios de Laugharne el 23 de abril en Newcastle Emlyn en Carmarthenshire, donde estaban sitiando a la guarnición realista. Tomados por sorpresa, los parlamentarios fueron derrotados con más de 500 muertos o capturados. Gerard avanzó rápidamente en Haverfordwest, donde entró sin oposición el 24 de abril cuando los parlamentarios evacuaban la guarnición y retrocedían a Pembroke y Tenby. La caída de Newcastle Emlyn y Haverfordwest dejó aislado a Cardigan, por lo que la guarnición fue evacuada por mar a Pembroke. Gerard continuó su campaña relámpago asaltando el castillo Picton en un ataque de medianoche el 25 de abril y el castillo de Carew el 29 de abril. En una semana, por lo tanto, Gerard había recuperado casi todo el territorio perdido desde su partida en octubre de 1.644. Una vez más, el coronel Laugharne fue confinado a las fortalezas de Pembroke y Tenby mientras Gerard se establecía para reclutar soldados y suministros.

A mediados de mayo de 1.645, Gerard había levantado una fuerza de 2.000 infantes y 700 jinetes. Dejando las guarniciones bajo oficiales elegidos, Gerard marchó para reforzar el ejército del Rey una vez más. Sin embargo, cuando se unió al Rey en Hereford a fines de junio, los realistas habían sufrido su derrota decisiva en Naseby. El ejército de Gerard se rompió, la infantería se unió al Príncipe Ruperto en Bristol y la caballería con el Rey como el núcleo de un nuevo ejército que esperaba levantar en el sur de Gales. La nobleza galesa se quejó amargamente de la severidad de Gerard. Respaldado por una fuerza de 4.000 irregulares conocidos como el “Ejército Pacífico”, la nobleza solicitó la destitución de Gerard y otros comandantes de guarnición ingleses. Para retener su lealtad y temiendo un levantamiento popular contra los realistas, el rey Carlos acordó reemplazar a Gerard, elevándolo a la nobleza como el barón Gerard de Brandon como compensación. Gerard permaneció con el ejército real durante las marchas del Rey de agosto-septiembre de 1.645, mientras que lord Astley lo reemplazó como comandante realista en el sur de Gales.

Aunque el general Gerard dejó el sur de Gales en mayo de 1.645, fuertes guarniciones realistas se mantuvieron en su lugar en toda la región. A mediados de julio, los generales Stradling y Egerton, que habían quedado al mando en Haverfordwest, enviaron tropas para destruir el cultivo de maíz alrededor de Pembroke. Amenazado de inanición y animado por las noticias de la victoria parlamentaria en Naseby, el coronel Laugharne reunió una fuerza de 550 infantes, 200 jinetes y dos cañones de campaña de las guarniciones de Tenby y Pembroke y avanzó hacia Pembrokeshire el 28 de julio de 1.645.

Las fuerzas de Laugharne ocuparon el bosque Canaston entre Haverfordwest y Narberth. La infantería fue reforzada por un grupo de 150 marineros del escuadrón naval del vicealmirante Batten, que había anclado en Milford Haven. El 1 de agosto, los comandantes realistas Stradling y Egerton avanzaron desde Haverfordwest para desafiar a Laugharne con una fuerza que, según los informes, era el doble del tamaño de los parlamentarios. Los realistas se acercaron a Colby Moor donde, alrededor de las 18,00 horas, una avanzada de caballería parlamentaria flanqueado por mosqueteros se movió para atacar. La batalla continuó durante una hora, pero los realistas finalmente fueron derrotados con 150 muertos y 700 prisioneros.

Esa noche, los realistas abandonaron la ciudad de Haverfordwest, dejando solo una pequeña guarnición en el castillo. Después de un inútil bombardeo, los parlamentarios escalaron las murallas del castillo el 5 de agosto, llevándose a toda la guarnición prisionera. Desde Haverfordwest, Laugharne se movió rápidamente para recuperar otras guarniciones realistas. A fines de septiembre de 1.645, todo Pembrokeshire estaba nuevamente en manos de los parlamentarios.

La nobleza de Carmarthenshire y Cardiganshire se declaró a favor del Parlamento durante septiembre. Los realistas abandonaron Cardigan, y el general Stradling rindió Carmarthen a Laugharne el 12 de octubre. Las dos últimas bases realistas en Cardiganshire fueron Newcastle Emlyn, que se entregaría al coronel Lewes en diciembre de 1.645, y Aberystwyth, que se rindió al coronel Rhys Powell en abril de 1646 después de un asedio sostenido.

 

 

Campaña en el norte de Gales

Después de escribirle al Príncipe de Gales advirtiéndole que se prepare para lo peor, el rey Carlos partió de Raglan a principios de agosto de 1.645 con 2.500 jinetes e infantes. Dejando al príncipe Ruperto reunir las fuerzas que pudo para la defensa del oeste, el Rey marchó a lo largo de la frontera con Gales con la intención general de aumentar el apoyo en el norte de Inglaterra. El 18 de agosto, el Rey había avanzado a Doncaster en Yorkshire, donde se enteró de que la caballería covenante y el ejército de la Asociación del Norte del Parlamento marchaban para interceptarlo. Los realistas rápidamente se retiraron a la fortaleza de Newark y de allí a Oxford, asaltando y saqueando la ciudad puritana de Huntingdon de camino.

Aunque el ejército del Rey era apenas adecuado para la tarea, marchó de Oxford el 30 de agosto para relevar a Hereford, que fue asediado por los covenantes de conde de Leven. Cuando los realistas se acercaron a Hereford a principios de septiembre de 1.645, los covenantes se retiraron y marcharon hacia el norte. Parecía que Leven no estaba dispuesto a luchar, pero cuando el Rey se acercaba, Leven recibió la noticia de la victoria de Montrose sobre el marqués de Argyle en Kilsyth y corrió hacia el norte en ayuda de los covenantes en Escocia. El ejército del Rey ocupó Hereford el 4 de septiembre y se hicieron nuevos intentos para reclutar reclutas en el sur de Gales. El propio rey Carlos regresó al castillo de Raglan, donde, a mediados de septiembre, recibió noticias de la rendición de Bristol por parte del príncipe Ruperto. Lord Digby convenció a Carlos de que Ruperto lo había traicionado; el Rey airadamente despidió a Rupert de su servicio.

Al reunir las fuerzas que pudo, el rey Carlos emprendió una marcha hacia el norte con la desesperada esperanza de unir fuerzas con el marqués de Montrose en Escocia. No conocía la decisiva victoria covenanter sobre Montrose en la batalla de Philiphaugh el 13 de septiembre. Mientras tanto, el Comité para ambos Reinos ordenó al general Sydenham Poyntz de la Asociación del Norte que cubriera el ejército del Rey e impidiera que entratara en las Midlands. Poyntz avanzó hacia la frontera con Gales con 3.000 jinetes y dragones. El Rey se apresuró hacia el norte a través de las colinas de Gales, evadiendo a Poyntz hasta que llegó al castillo de Chirk el 22 de septiembre. Allí se enteró de que la fortaleza de Chester estaba en peligro inminente de caer en manos de los parlamentarios de Cheshire. Con la pérdida de Bristol, Chester era el último lugar de desembarco ocupado por los realistas para las tropas de Irlanda, que Carlos entonces creía que salvarían su causa. Enviando mensajeros instando a los defensores a mantenerse firmes, el Rey desvió sus fuerzas para aliviar a la ciudad sitiada.

 

Asedio de Chester

La ciudad de Chester fue una fortaleza realista desde el comienzo de la guerra. Su circuito de murallas romanas y medievales fue sustancialmente reparado y reforzado durante 1642-3 y se construyó un anillo exterior de defensas de terraplenes. Después de su derrota en la batalla de Nantwich en enero de 1.644, lord Byron se retiró a Chester desde donde dirigió operaciones contra William Brereton, el comandante parlamentario en Cheshire. Aunque Brereton ganó gradualmente el control de gran parte de Cheshire durante la primavera y el verano de 1.645, Byron mantuvo el cruce del río Dee en el norte realista de Gales e impidió a los parlamentarios rodear Chester o ganar un punto de apoyo en el lado galés del río.

Las fuerzas de Brereton irrumpieron en Chester en febrero de 1.645 e intentaron escalar las murallas cerca de Northgate. El ataque fue rechazado, pero los parlamentarios establecieron un estrecho bloqueo de la ciudad. El sitio fue interrumpido cuando el príncipe Mauricio llegó con una fuerza de socorro en marzo; Sin embargo, cuando partió el mes siguiente, lord Byron se quejó de que se llevó a 1.200 veteranos de los regimientos irlandeses lejos de la guarnición, dejando solo 600 soldados regulares y una cantidad de ciudadanos armados para defender la ciudad.

El 20 de septiembre de 1.645, el coronel subordinado de Brereton Michael Jones encabezó un asalto decidido contra las defensas exteriores de Chester con 700 infantes y 700 jinetes y dragones. Las fuerzas de Jones avanzaron al amparo de la oscuridad y asaltaron los suburbios del este al amanecer, ganando el control del distrito fuera de la puerta del este. Los parlamentarios llevaron la artillería a la zona recién capturada y comenzaron a bombardear las murallas interiores de Chester desde cerca, abriendo una peligrosa brecha el 22 de septiembre.

En este momento crítico, lord Byron recibió la noticia de que el Rey marchaba desde Gales con 4.000 jinetes para ayudar a Chester.

El rey Carlos llegó a la atribulada ciudad de Chester el 23 de septiembre con su guardia, un puñado de infantería y la brigada de Gerard de unos 600 jinetes. El grupo del Rey entró en la ciudad desde el lado galés del río Dee, que todavía estaba controlado por los realistas. Marmaduke Langdale cabalgó con el cuerpo principal de 3.000 jinetes realistas para cruzar el puente Dee en Holt al sur de Chester, desde donde planeó envolver a los parlamentarios que sitiaban la ciudad en el lado este, atrapándolos entre su caballería y la guarnición de Chester.

 

 

Batalla de Rowton Heath (24 de septiembre de 1.645)

Langdale cruzó el puente de Holt al amanecer del 24 de septiembre y avanzó hacia el norte. En Miller’s Heath, cerca de la aldea de Rowton, se dio cuenta de que una gran fuerza de la caballería parlamentaria también avanzaba hacia Chester: el general Sydenham Poyntz con unos 3.000 jinetes de la Asociación del Norte había hecho una marcha nocturna desde Whitchurch con la esperanza de interceptar al ejército del Rey. Langdale desplegó dragones para disparar contra la vanguardia de Poyntz mientras la columna parlamentaria avanzaba por la carretera de Chester. Poyntz contraatacó contra la posición de Langdale en Miller’s Heath, pero fue rechazado. Los ambos bandos estaban estancados; ninguno podía avanzar más hacia Chester con el otro en la retaguardia.

Durante varias horas, Langdale y Poyntz se enfrentaron a una distancia de 1,5 kms, ambos reacios a tomar medidas adicionales sin refuerzos. Sobre las 14,00 horas, el coronel Michael Jones separó a 500 jinetes y mosqueteros de la fuerza de asedio delante de Chester y marchó por la carretera de Whitchurch para apoyar a Poyntz. Langdale se retiró 1,5 kms más cerca de Chester y tomó una nueva posición en campo abierto en Rowton Heath.

Batalla de Rowton Heath 24 de septiembre de 1.645. Movimientos previos.  Fuente  www.bcw-project.org

Los realistas de la ciudad observaron los movimientos de Jones y enviaron una fuerza de alrededor de 1.000 jinetes e infantes bajo el general Charles Gerard para atacar la retaguardia de la columna parlamentaria. Sin embargo, Gerard no podía marchar directamente a través de los suburbios del este debido al ejército sitiador; tuvo que maniobrar desde el norte. En Hoole Heath, al margen de los suburbios del este de Chester, Gerard fue atacado por el coronel Lothian con unidades del ejército asediador. Fijado en fuertes combates, Gerard no podía atacar a Jones o apoyar a Langdale.

En Rowton Heath, el coronel Jones unió fuerzas con Poyntz y su caballería. Los mosqueteros parlamentarios fueron desplegados en los setos y caminos alrededor de la aldea de Rowton; otros estaban posicionados para cubrir los flancos de la caballería. Poyntz luego avanzó hacia Langdale, quien condujo a su caballería hacia adelante para enfrentar el ataque. Los mosqueteros parlamentarios lanzaron ráfagas de disparos desde los flancos a los soldados que avanzaban en Langdale. Muy perturbados por la mosquetería, los realistas pronto fueron derrotados por la caballería parlamentaria cuando se enfrentaron en el centro. Los realistas se dispersaron, algunos huyendo a través del puente de Holt hacia Gales, otros siguieron a Langdale hacia Chester.

Batalla de Rowton Heath 1.645. Caballería parlamentaria disparando contra la infanteria realista que avanza. Fuente Royal Stamps

La etapa final de la batalla fue un combate confuso al atardecer bajo las murallas de Chester mientras la caballería en retirada de Langdale interfirió la lucha entre Gerard y Lothian. Se envió más infantería de la ciudad para cubrir la retirada de Gerard y Langdale, pero también fueron rechazados por los triunfantes parlamentarios; el joven pariente del Rey, Bernard Stuart, conde de Lichfield, estaba entre los muertos. Se dice que el rey Carlos vio el desastre desde la Torre Fénix en las murallas de Chester, aceptando con digno estoicismo la derrota de la mejor caballería que le quedaba.

La batalla fue otro desastre para el Rey; Naseby había aniquilado a su infantería y su caballería sobreviviente ahora también había sido diezmada. Sus pérdidas se estiman en 600 muertos y 800 capturados. De cualquier manera, fue una derrota completa de la última fuerza real realista en Inglaterra. Junto con la derrota de James Graham en la batalla de Philiphaugh unos días antes, significaba que la máquina de guerra realista había sido derrotada por completo.

Temeroso de quedar atrapado por un nuevo asedio parlamentario, que ahora no tenía fuerzas para contrarrestar, el 25 de septiembre, el Rey huyó a Gales acompañado de unos 500 jinetes. Se retiró a Denbigh y luego regresó a Newark. Lord Byron rechazó todas las las ofertas de rendir Chester. Los parlamentarios construyeron obras de asedio para rodear la Chester y mantuvieron un bombardeo constante. Bajo en mando de Byron, los defensores rechazaron los intentos de tomar a Chester por asalto y montaron salidas para hostigar e interrumpir a los sitiadores. Las condiciones empeoraron a medida que el asedio continuó en el invierno. Con muchos ciudadanos muertos o muriendo de inanición, el alcalde finalmente persuadió a Byron para que se rindiera en enero de 1.646. Las fuerzas de William Brereton ocuparon Chester el 3 de febrero.

Entrada creada originalmente por Arre caballo! el 2018-08-18. Última modificacion 2018-08-19.